Lunes, 28 de junio de 2010

El 'bypass' g?strico se perfila como nueva arma terap?utica contra la diabetes, una enfermedad en crecimiento

Extirpar o circunvalar parte del aparato digestivo, un tratamiento ya est?ndar para determinados casos de obesidad, produce en enfermos no obesos con diabetes tipo 2 mal controlada una mejor?a espectacular y casi inmediata en los s?ntomas de la enfermedad. Nace la cirug?a metab?lica como una alternativa terap?utica m?s para una de las enfermedades de mayor crecimiento en el mundo.


- Imagen: NLM -

?

Los m?dicos se preguntan todav?a por qu? exactamente, pero los hechos est?n ah?. A los pocos d?as de realizar un tipo de puente g?strico, que consiste en la exclusi?n del duodeno, en un paciente obeso que adem?s tiene diabetes 2, es muy probable que bajen espectacularmente los niveles de glucosa, incluso antes que se aprecie p?rdida de peso y que se mantengan bajos. As? se pusieron los especialistas sobre la pista, pero el conocimiento acumulado les ha indicado que no es necesario que el paciente de diabetes 2 sea obeso para que se beneficie de la cirug?a bari?trica, como se denomina gen?ricamente este tipo de operaciones.

El duodeno, en el punto de mira

El duodeno es el primer segmento del intestino delgado y en la operaci?n se impide que la comida pase por ?l y por las inmediaciones del p?ncreas. Se sabe que la acumulaci?n de grasas en el abdomen est? relacionada con la manifestaci?n de la diabetes tipo 2, y que el tratamiento de primera elecci?n es la dieta y el ejercicio. Ahora se ha comprobado que el factor de localizaci?n de las grasas tambi?n se puede aplicar a la comida: si tiene un tr?nsito m?s r?pido y adem?s no pasa por el duodeno se reduce el desequilibrio metab?lico propio de la diabetes.

Se han hecho ensayos tambi?n con otros tipos de cirug?a bari?trica, desde hace a?os y casi siempre con pacientes obesos, pero parece que los mejores resultados se est?n obteniendo con la exclusi?n del duodeno. Un equipo internacional de cirujanos afirma que ha realizado la operaci?n con efectos positivos en siete pacientes no obesos de diabetes 2, aunque los resultados todav?a no se han publicado en revistas cient?ficas.

Por ser un procedimiento agresivo, la intervenci?n bari?trica s?lo estar?a indicada en algunos pacientes con diabetes de tipo 2

Uno de los integrantes del equipo, el italiano Francesco Rubino, de la Universidad Cat?lica de Roma, ha se?alado que las operaciones se han hecho en varios pa?ses en desarrollo y que se est?n realizando nuevos ensayos cl?nicos en muchos otros, incluidos Italia, Estados Unidos, Jap?n y China. Seg?n este especialista, en el duodeno podr?a estar el origen de la se?al metab?lica que causa la resistencia a la insulina. ?Esta se?al molecular, que ser?a segregada en respuesta al paso de los nutrientes, est? posiblemente exagerada o mal sincronizada en los pacientes diab?ticos, impidiendo la regulaci?n correcta de los niveles de insulina y de glucosa en la sangre?, afirma.

Reducci?n del proceso metab?lico

En el Hospital R?o Hortega, de Valladolid, se ha querido profundizar en las causas de los efectos beneficiosos de la cirug?a, y se han investigado la regulaci?n hormonal y el perfil gluc?mico con y sin la operaci?n. En una informaci?n publicada recientemente, los responsables de la Unidad de Apoyo a la Investigaci?n del citado hospital explicaban que se trabaj? con doce ratas diab?ticas no obesas, importadas de Dinamarca, como modelo animal.

Los resultados indican que al pasar los alimentos por la regi?n duodenoyeyunal se producen una serie de procesos hormonales que tienden a elevar los niveles de az?car en la sangre. Con la reducci?n de este proceso metab?lico se mejora el control gluc?mico. Los cambios hormonales que produce la cirug?a implican un descenso significativo en los niveles de leptina (hormona producida mayormente por las c?lulas grasas) y, de forma m?s leve, de glucag?n (que act?a en el metabolismo de los hidratos de carbono), indicaron los especialistas.

El movimiento en pro de la aplicaci?n de la ya llamada cirug?a metab?lica, con todas las precauciones necesarias, ha llegado a los poderosos foros que suponen las reuniones de la Asociaci?n Americana de Diabetes y la Asociaci?n Americana de Endocrin?logos Cl?nicos, en los cuales se ha pedido que se realicen todos los ensayos necesarios y se establezcan normas y protocolos para su aplicaci?n. Por ser un procedimiento agresivo, s?lo estar?a indicada en principio en algunos pacientes con diabetes de tipo 2.

Seg?n ha explicado el cirujano espa?ol, especializado en obesidad, Juan Carlos Ruiz de Adana a diversos medios de comunicaci?n, la exclusi?n del duodeno est? indicada por ahora ?nicamente para personas con diabetes mal controlada y que requieren mucha insulina. Ha habido casos de personas que han pasado de inyectarse 50 o 60 unidades de insulina a dejar de utilizarla en s?lo 15 d?as, se?ala el especialista.

150 MILLONES DE PERSONAS


- Imagen: Elise Bernatchez / Flickr -

La diabetes tipo 2 es la enfermedad que m?s aumenta actualmente en el mundo. Est? asociada al modo de vida occidental y, a diferencia de la diabetes tipo 1, se manifiesta en la edad adulta. Actualmente se estima que 150 millones de personas en todo el mundo sufren este trastorno, que se asocia a la obesidad en m?s de la mitad de los casos, y se estima que esta cifra aumentar? de forma significativa en los pr?ximos a?os.

Es una enfermedad progresiva y sin cura, que necesita un control continuo y se beneficia tanto de un diagn?stico precoz como de herramientas como una nutrici?n adecuada y el ejercicio f?sico. Si avanza la enfermedad el paciente tendr? que empezar a tomar insulina. El duodeno, objeto principal en la cirug?a bari?trica para la diabetes, se extiende desde el p?loro del est?mago al yeyuno, segunda porci?n del intestino delgado. Recibe la bilis de la ves?cula biliar, a trav?s del conducto biliar com?n, y el jugo pancre?tico.


Publicado por jacintoluque @ 18:01
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios