Domingo, 04 de julio de 2010

Las normas de seguridad y las condiciones de conservaci?n sirven como garant?a de la seguridad alimenticia del helado. La normativa, que afecta a todos los sectores implicados, contar? con la supervisi?n de las Autoridades competentes en este campo.

Mirar el helado con lupa

Los fabricantes de helados, heladeros artesanos, as? como los distribuidores, almacenistas, importadores y vendedores de estos productos est?n obligados a cumplir con la normativa sanitaria espec?fica de helados. Dicha normativa tambi?n es aplicable a los industriales de hosteler?a y aquellos otros que se dediquen a la elaboraci?n y venta de helados en sus establecimientos. Sus obligaciones no acaban aqu?, ya que deben cumplimentar, entre otras, la normativa espec?fica de cada uno de los productos y aditivos utilizados en la elaboraci?n de helados, normas de higiene, manipulaci?n, transporte, almacenamiento, conservaci?n y etiquetado de productos alimenticos, entre otras.

Adem?s se les impone la obligaci?n de autocontrol de su propia actividad y la implantaci?n de un sistema de an?lisis de peligros y puntos de control cr?tico, que es obligatorio en los establecimientos de elaboraci?n, distribuci?n e industrias de hosteler?a y las que se dediquen a la elaboraci?n de helados. Es decir, se obliga a la tomar muestras, an?lisis de las mismas, tener un control escrito de los controles realizados y retirar del mercado los lotes que puedan causar un riesgo inmediato para la salud humana. Otra obligaci?n es la formaci?n continuada del personal que trabaja en las instalaciones manipulando los alimentos.

Por otro lado, los establecimientos de elaboraci?n y venta estar?n bajo control permanente de la autoridad competente. ?sta tendr? libre acceso a todos los locales de trabajo y venta, as? como a los almacenes frigor?ficos y se encargar? de controlar la limpieza de los locales, las instalaciones, los instrumentos y la higiene del personal. Entre sus funciones tambi?n est? la vigilancia de la eficacia de los controles efectuados por el establecimiento mediante el examen de los resultados y la toma de muestras; las condiciones microbiol?gicas e higi?nicas de los productos; la eficacia del tratamiento t?rmico en los productos; el marcado de salubridad apropiado de los helados y mezclas para congelar, elaborados con leche o productos l?cteos. Y por ?ltimo, controlar? las condiciones de almacenamiento, transporte y venta.


Materias primas e instalaciones

En la preparaci?n de helados se puede utilizar cualquier producto alimenticio, siempre que sea apto para el consumo humano y cumpla los requisitos previstos en sus normas espec?ficas. En el caso de los aditivos s?lo pueden emplearse aquellos debidamente autorizados y permitidos por la ley. Los establecimientos de venta, permanentes o de temporada, deben adoptar medidas espec?ficas para asegurar la inocuidad del producto final. As?, presentar?n unas condiciones de higiene perfectas y dispondr?n de todas aquellas instalaciones necesarias para cumplimentar las obligaciones espec?ficas de la normativa de helados y con las obligaciones m?s generales de higiene de los productos alimenticios.

La venta de helados puede realizarse en vasos, copas, tarrinas o bandejas de materiales aptos para tal fin. Pero en ning?n caso deben modificar las caracter?sticas, ni trasmitir sabores u olores extra?os, ni ocasionar alteraciones al producto. Seg?n la presentaci?n solicitada por el consumidor, el helado podr? ir acompa?ado de otros productos, tales como barquillos, galletas, pastas, jarabes, licores y frutas. La elaboraci?n y las operaciones de envasado podr?n efectuarse en el mismo local, siempre y cuando el envase cumpla las caracter?sticas legales y se garantice la higiene de las operaciones y del producto final.


Publicado por jacintoluque @ 19:12
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios