Martes, 07 de junio de 2011

Hasta 1.300 millones de toneladas de alimentos se desperdician al a?o en todo el mundo, pero diversos consejos pueden ayudar a evitarlo

1.300 millones de toneladas de comida a la basura

El informe "Global food losses and food waste" (P?rdidas y desperdicio de alimentos en el mundo) es obra del Instituto sueco de Alimentos y Biotecnolog?a (SIK), por encargo de la Organizaci?n de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentaci?n (FAO) para el reciente congreso internacional Save Food! (?Ahorra comida!).

- Imagen: Alex Fern?ndez Muerza -

El trabajo aporta varios datos muy llamativos sobre este problema, que afecta a la naturaleza (agotamiento de los recursos naturales, contaminaci?n por el uso de pesticidas y abonos nitrogenados, transporte, empaquetado, producci?n de residuos y gases de efecto invernadero, etc.) y a la seguridad alimentaria, en un mundo en el que millones de personas carecen de una dieta en condiciones.

Los pa?ses industrializados desperdician o pierden 670 millones de toneladas (en los pa?ses en desarrollo 630 millones de toneladas). Los pa?ses en desarrollo son los que m?s pierden, mientras que el desperdicio es m?s propio de los pa?ses desarollados.

Un consumidor europeo o estadounidense desperdicia entre 95 y 115 kilos anuales

Un consumidor europeo o estadounidense desperdicia entre 95 y 115 kilos anuales. En ?frica subsahariana, Asia meridional o el Sudeste asi?tico, entre 6 y 11 kilos.

Las frutas y hortalizas, adem?s de las ra?ces y tub?rculos, son los alimentos m?s desaprovechados.

En Espa?a, cada consumidor tira a la basura de media casi 63 kilogramos de comida al a?o. En total se desperdician unos 11.000 millones de euros anuales en alimentos. As? lo se?ala una encuesta de la empresa Cofresco.
C?mo pueden ayudar los consumidores

Los consumidores pueden asumir diversas pautas ecol?gicas para no desperdiciar la comida. Estas medidas favorecer?n al medio ambiente y a su bolsillo:
Concienciarse de las consecuencias negativas del desperdicio de alimentos y asumir las siete erres del consumo ecol?gico.
Influir con sus decisiones de compra en el mercado: exigir productos de calidad, pero no basados en el aspecto, ni en el excesivo empaquetado, ni en la cantidad.
Estudiar la lista de la compra para no llevarse excesivos productos, sobre todo los m?s perecederos.
Organizar en casa los alimentos de manera que se consuman todos. Pensar los men?s, no solo en cuanto a variedad y propiedades nutritivas, sino tambi?n respecto a su estado de conservaci?n, y no pasarse con la cantidad.
Tirar los alimentos solo si est?n de verdad en malas condiciones y consumirlos antes de que se pase la fecha de caducidad que indica la etiqueta. Los productos tienen unos m?rgenes en los que se mantienen en buenas condiciones, en especial, si se han guardado de forma adecuada. No obstante, un producto almacenado en el congelador alarga su vida ?til, pero tiene una fecha de caducidad y se deteriora. Puesto que cada alimento desarrolla un proceso de descomposici?n distinto, lo m?s aconsejable es anotar la fecha de congelaci?n de los alimentos y no sobrepasar los seis meses para consumirlos.
Medidas para reducir la cantidad de alimentos desperdiciados

Diversos consejos pueden ayudar a reducir la cantidad de comida que se pierde:
Mejorar toda la cadena productiva (recolecci?n, procesado, empaquetado, transporte, comercializaci?n) y la comunicaci?n entre sus diferentes partes.
Apoyar a los productores para que aumenten su eficiencia y logren una gesti?n sostenible.
No fijar como prioridad la apariencia: gran cantidad de alimentos se desperdician a pesar de estar en buenas condiciones, solo porque carecen de una imagen "perfecta".
Sustituir el etiquetado que informa sobre la caducidad de los alimentos. En Reino Unido estudian un nuevo sistema que se?ale cu?ndo un producto es en realidad peligroso para la salud y no cu?ndo se aconseja "consumir preferentemente antes de".
Cambiar, o cuando menos reducir, los modelos de consumo que incitan a la compra de grandes cantidades o el de los restaurantes de buf? libre.
Crear canales de cooperaci?n entre comerciantes y ONG para aprovechar productos destinados a la basura, pero que todav?a conservan la calidad suficiente.
Aumentar la educaci?n y concienciaci?n ambiental en empresas, instituciones, centros de ense?anza, grupos de consumidores, etc., sobre este problema.


Publicado por jacintoluque @ 16:39
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios