Domingo, 13 de noviembre de 2011

Muchas lo hacen y suele ser lo más placentero al inicio de una relación sentimental.

La mayoría de la gente no puede enfocar nada tan cercano como la cara de la persona que va a besar, de manera que al cerrar los ojos, uno se libra de un mirar una mancha borrosa que lo distraiga o del esfuerzo de tratar de enfocarse.

Como detalla BBC Mundo, el acto del beso también nos puede hacer sentir vulnerables o cohibidos y cerrar los ojos es una forma de relajarse. Es como apagar la luz antes de tener una relación sexual, pero en miniatura. 


Publicado por jacintoluque @ 7:36
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios