Domingo, 13 de noviembre de 2011

Al cambiar de estado, los insumos podrían reducir o incrementar sus calorías, indicó un estudio

Seguro has escuchado decir que los alimentos deben comerse semicrudos para aprovechar mejor sus nutrientes, pero existe otro grupo que indica lo contrario. Al respecto, un reciente estudio asegura que consumir los alimentos bien cocidos hace que su contenido proteico sea mejor asimilado por el organismo.

Al respecto, el antropólogo inglés Richard Wrangham, autor del libro ‘La captura del fuego: cómo cocinar nos hizo humanos’, indicó que la cocción aumenta la cantidad de energía que obtenemos de los alimentos.

“Esto ocurre, en parte, por un aumento en la proporción del alimento que se digiere (en lugar de pasar por el intestino sin ser digerido correctamente) y también a partir de una disminución en la cantidad de energía que el cuerpo tiene que utilizar para digerir los alimentos”, explicó para la web Cukmi.

Sin embargo, el estudio señala un problema: muchas personas revisan el valor energético del producto que están comprando pero no consideran la diferencia si están crudos o cocidos. Al cambiar de estado, el alimento podría reducir o incrementar sus calorías, lo que nos ocasionaría un desbalance nutricional.

Los científicos pusieron énfasis en los actuales sistemas de clasificación energética que no consideran las variables fundamentales relacionadas a la incorporación de la energía de los alimentos al organismo.

Para obtener los resultados, se realizaron pruebas en ratones, quienes tienen un similar proceso de digestión que los humanos. La investigación fue realizada por científicos de la Universidad de Harvard, en Estados Unidos, y se publicó en Proceedings of the National Academy of Sciences. 


Publicado por jacintoluque @ 8:34
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios