Jueves, 26 de enero de 2012

No me refiero a ponerse fitness y trabajar ese cuerpo que debimos haber ejercitado hace unos meses. Todo lo contrario, te propongo engordarlo un poquito dulcemente. Recuerdo que cuando era niño, los fines de semana en mis tardes de verano en Pucusana nunca faltaba un antojo de picarones.

A las 5:30pm, cuando ya se empezaba a ocultar el sol y cuando el cielo marca la hora naranja, salían las picaroneras con su delantal blanco, encendían el fuego, armaban la argolla con la masa retirada de un balde y la depositaban en aceite bien caliente. Julia era mi picaronera favorita. Esta receta se la dedico a mi hermano Bruno quien ha tomado las fotos de la mayoría de mis platos antes de irse a estudiar a España, muchas de las cuales salen en mi blog. ¡Desde este espacio mis lectores y yo te deseamos la mejor de las suertes! Aquí mi versión de este postre.

PREPARACIÓN
¿De qué te imaginas que es la masa del picarón? Te cuento, es de camote y zapallo. Para prepararla hago lo siguiente. Tomo una tabla y corto en trozos el camote amarillo - no morado - y zapallo. Como ya te imaginarás esto va a ser puré por lo que no es tan importante que hagas cortes perfectos. Procura hacerlos en cubos del tamaño de la uña de tu dedo pulgar. Coloca estos trozos en una olla con agua y los cocinas por 20 minutos a fuego medio. Escurre el agua y la reservas para usarla más adelante. Por otro lado, sobre un bol y con ayuda de un tamiz o colador fino, pasa los trozos cocinados para obtener un puré. Deja enfriar.

En otro bol colocas ½ litro del agua que se utilizó para cocer los camotes y el zapallo, azúcar y levadura. Remueves con una cuchara hasta que se disuelvan. Lo tapas y luego de 30 minutos ya estará fermentado. Este líquido lo iras colocando en el bol donde está reservado el puré. Es momento de usar las manos. Agrega la harina de a pocos y la incorporas con las manos por 15 a 20 minutos. Agrega semillas de anís y bate toda esta preparación. Sabrás que ya está listo porque empezarán a aparecer en la masa pequeñas burbujas. Esta masa la tapas y la dejas reposar dos horas más. Ya casi está listo.

En una sartén u olla grande que tenga fondo grueso – ideal si tuvieras una paila - pones abundante aceite. En un bol debes tener un poco de agua para humedecerte las manos y evitar que se pegue la masa. Ahora tomas un puñado de la masa y con el pulgar formas un hoyo en el centro. Deja caer el picarón sobre el aceite (ten cuidado a la hora de cocinar).
Bastarán unos segundos para que esté dorado. A más picarones prepares, mejor te irán saliendo. Ayúdate con una varilla para retirarlos.

¿CÓMO HACER LA MIEL?
En una olla colocas todos los ingredientes que figuran abajo. Llevas a fuego medio por 20 a 25 minutos, hasta que tenga una consistencia a miel. Lo cuelas y está listo para servir. Recuerda que mientras se vaya enfriando irá tomando más cuerpo y se espesará un poco.

INGREDIENTES:
300 gramos de camote amarillo
½ kilo de zapallo
1 litro de agua
1 cucharada de azúcar
50 gramos de levadura fresca
½ kilo de harina sin preparar
1 cucharada de anís en semillas
Aceite
Sal

Miel de chancaca:
4 clavos de olor
1 rama de canela
3 tazas de agua
1 hoja de higo
½ Kilo de chancaca
1 anís estrella (opcional)

Eso es todo, espero que te haya gustado este post. Recuerda dejar tus comentarios al final y seguirme en mi página de Facebook.
Encuentra un motivo o un pretexto y ¡anímate a cocinarlos esta semana! Ponte picarón este verano, pero ponlos en la sartén. ¡Hasta la próxima! 


Publicado por jacintoluque @ 7:28
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios