Viernes, 24 de febrero de 2012

Muchos dirán que el nuestro no tiene comparación y no estarían exagerando. Sin embargo, en otros países también se disfruta aunque se forma diferente

El cebiche no es una exclusividad del Perú, aunque muchos creamos lo contrario. Solo en Latinoamérica hay más de ocho tipos, preparados con ingredientes que a simple vista parecen imposibles. Sin embargo, de lo que sí podemos jactarnos es de poseer la mejor versión, al menos eso es lo que nos hace sentir el paladar y algunos de los mejores restaurantes de España y EE.UU., que incluyen el cebiche peruano en sus cartas.

Tampoco podemos decir que el nuestro es el clásico, aunque sí podemos asegurar que es el que menos ingredientes necesita. Pescado fresco, limón, cebolla pluma y ají limo. Le podemos añadir choclo y un pedazo de camote, e igual la fórmula seguirá siendo ligera.

El peruano de a pie se siente dueño del cebiche y reclama derechos de autor. Se indigna cuando ve que otros países preparan platillos bajo ese nombre y cree que esta mágica mezcla de ingredientes se forjó en algún balneario del sur del país o en un bote de pescadores hace muchos años.

Lo cierto es que el cebiche tal y como lo conocemos actualmente tiene nombre propio: Pedro Solari, el padre del cebiche, que se encargó de prepáralo fresco y al instante en 1934. “Antes se preparaba en las mañanas, el limón recocinaba el pescado y para el almuerzo el plato llegaba como un chicle, como un corcho”, comentó Solari. 

Con los años la receta se hizo ampliamente conocida y hoy se reza de memoria como si fuera una oración religiosa. Pero sin duda hay personajes que se han encargado de hacer del cebiche un marca asociada al Perú, personajes como Javier Wong, que en 2009 fue reconocido por el diario británico “The Guardian” como el Mejor cebichero del mundo, menudo título.

Javier tiene en sus filosos cuchillos una extensión más de sus manos. El lenguado es su hermano y verlo preparar su platillo estrella es un espectáculo sensacional. “En el mundo puede haber muchos platos que se llamen cebiche, pero no se comparan al peruano. Al resto se les denomina “crudos”, dijo alguna vez.

LOS OTROS
“En otros países se hacen formulas extrañas que muy pocos conocen. Seguramente ellos se han acostumbrado a este sabor, pero una vez que llegan al Perú y lo comen como se debe, quedan enamorados”, comentó Pedro Solari.

En México, además del pescado, limón y chile (ajíGui?o verde, se incorporan una serie de ingredientes como carne molida, tomate y hasta salsa de tomate. Además, en lugar de cebolla, se utiliza pepino e, incluso, palta en rebanadas.

En Ecuador, lo comen con pop corn (canchita), chifles y patacones (una tortilla de plátano verde popular en los países norteños). Y eso no es todo: en otras regiones del país le agregan mostaza, y el cebiche más tradicional tiene aspecto de sopa y está hecho de camarones.

En Chile se prepara de similar forma que en Perú, al instante pero con ingredientes diferentes: Además de pescado fresco y jugo de limón, le agregan kion, langostinos, ají verde, cebolla blanca en cuadritos y aceite de oliva.

En Colombia se sirve también acompañado de camarones, con salsa de tomate y tomates cortados en cuadritos.

En Costa Rica, El Salvador, Honduras y Guatemala el plato incluye pescado macerado en jugo de limón, sal, pimienta negra, cebollas finamente picadas, culantro, chile (ajíGui?o picado y ajo. Se acostumbra servirlo en un plato con una hoja de lechuga y galletas de soda al lado. Los condimentos populares son salsa de tomate y mayonesa o tabasco.

 

 


Publicado por jacintoluque @ 5:06
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios