Lunes, 06 de julio de 2015

Despeje sus dudas sobre la tecnología eléctrica, la cual cada vez cala más en el mundo de los vehículos.

Hace pocos días en Francia se dio una noticia que sigue hablando de los pasos que da la industria automotor: la venta del carro 250.000 movido por energía eléctrica.

Yves Nivelle, ingeniero informático francés que cambió su vehículo diesel de 21 años por un Renault ZOE fue el propietario de la unidad eléctrica número 250.000 vendida a nivel mundial.

Nivelle adquirió su vehículo eléctrico después de que el gobierno francés introdujera en abril una ayuda a la compra de carácter medioambiental por la que los ciudadanos pueden entregar su viejo vehículo diésel de antigua generación y conseguir un descuento de hasta 10.000 euros por la compra de un vehículo eléctrico nuevo

Es tanto el ‘boom’ del crecimiento de los eléctricos, que el año pasado la misma FIA (máxima rectora de la F1) creó una categoría paralela para promover la operación de esta tecnología en crecimiento: la Fórmula E, que acaba de coronar el 28 de junio de 2015 a su primer campeón, Nelson Piquet Jr., en una temporada que empezara en 2014.

Y si bien en Latinoamérica aún estamos lejanos de vivir realidades en donde se beneficie al comprador de los eléctricos, y estos todavía cuenten con precios altos, a continuación le resolvemos mitos y verdades sobre estos carros que cada vez dan más que hablar.

Se prenden y no suenan.

Verdad. Solo se tiene que sostener el freno y apretar el botón de “Power” para que el vehículo se encienda sin emitir ningún sonido. Como esta acción es imperceptible, precisamente estos carros vienen con testigos en el tablero que hacen más gráfico el encendido. 

Los carros eléctricos tienen más poder de aceleración ("pique") que los convencionales.

Verdad. En un carro a gasolina se necesita una transmisión o una caja para ir generando esa aceleración a través de la caja, aumentando la fuerza para recorrer metro tras metro. Precisamente el torque es la capacidad de fuerza que tiene un carro para recorrer un metro. En un carro eléctrico la aceleración es inmediata: si se hunde todo el acelerador apenas se prende, este va a emplear en esta acción toda la energía apenas se acelera, es decir, tiene mejor torque. 

Los eléctricos tardan en cargar demasiado.

Verdad (a medias). Actualmente los carros eléctricos que se encuentran en Colombia pueden tardar entre 5 y 24 horas para generar una carga máxima, la cual puede alcanzar hasta aproximadamente 200 kilómetros de desempeño autónomo para el vehículo. Este recorrido tope depende de las funcionalidades que se activen en el carro mientras se anda.

La carga completa de un carro depende del nivel de voltaje. En el mundo existen distintos tipos de puntos de carga: caseros, otros dispuestos en parqueaderos para trabajadores, puntos de calle y hasta las llamadas “electrolineras” (estaciones de recarga). En Colombia esta infraestructura aún es bastante pobre, con la introducción de nuevos modelos eléctricos se espera vaya aumentándose gradualmente.

Al frenar, ¿los carros eléctricos regeneran energía?

Verdad. Por su diseño, los rines de estos autos son muy macizos. Intencionalmente vienen con pocos orificios, pues en el caso de un eléctrico se genera con este tipo de rines mayor inercia. Esto se traduce en que al frenar pueda regenerar y cargar la batería.

¿Los carros eléctricos son mucho más costosos?

Verdad. Mientras se introducen al mercado con mayor presencia y oferta (los más optimistas esperan que esto sea a mediano plazo), este tipo de carros seguirán representando mayores costos de producción.

Por otro lado las políticas gubernamentales no son las más amigables aún con estos vehículos que están diseñados para reducir la emisión de gases negativos para el medio ambiente: "A manera gubernamental se tienen que dar incentivos para  este tipo de tecnologías en el mercado colombiano, esto en el sentido de aranceles, de infraestructura y de movilidad", asegura Diego Triana, experto carros eléctricos Kia Colombia.

¿Es más difícil reparar un carro eléctrico?

Verdad. Por su penetración baja en el mercado, evidentemente no es igual de fácil que el cambiar el aceite o una llanta. En países como el nuestro aún se requiere más tecnología en estas reparaciones, que por ejemplo comprenden el revisar que no hayan consumos externos de energía, así como revisar que la batería y el motor estén efectivamente conectados.

¿Se dañan cuando se mojan?

Mito. Los vehículos eléctricos son diseñados para evitar cualquier problema de este tipo. Es decir, al igual que los carros convencionales, estos no sufren por gotas de agua. Si se recomienda un cuidado especial en las reparaciones de batería y motor.


Publicado por jacintoluque @ 22:00
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios