Viernes, 27 de diciembre de 2019

Ni tomar más alcohol ni el café son buenas soluciones. Esto es lo que deberías ingerir.

resaca-recomendaciones

No existe una cantidad de alcohol no peligrosa. Cuando bebemos, por poco que lo hagamos, exponemos a nuestro organismo y a nuestro cerebro a una serie de riesgos. Dado que beber alcohol es una convención social muy extendida, con frecuencia el abuso de esta sustancia provoca una serie de síntomas característicos a la mañana siguiente.
Naúseas, dolor de cabeza, fatiga… son algunas de las formas que adopta esta forma de consumir alcohol. Beber de forma excesiva es el detonante por excelencia de la misma.
Pero, ¿realmente es tan sencillo este fenómeno? Algunas investigaciones científicas explican en detalle qué le ocurre a nuestro organismo cuando tomamos bebidas alcohólicas y por qué padecemos resaca.
El ingrediente activo del alcohol es el etanol, una sustancia que afecta directamente a nuestro cerebro y que produce que las neuronas trabajen de forma ralentizada. Por este motivo, no se habla con claridad o se pierde el equilibrio del cuerpo. Además, también produce un efecto de desinhibición, llevándonos a una toma de decisiones mucho más irresponsable o precipitada.
El segundo gran afectado en la lista es el aparato digestivo. Al no estar preparado para esta ingesta de alcohol, automáticamente lo rechaza e intenta expulsar la sustancia del cuerpo.
Finalmente, otro de los síntomas comunes es el apetito y la sedla deshidratación es el principal factor de la resaca. El etanol es, de nuevo, el culpable de que nuestro organismo no absorba la cantidad de agua necesaria para el correcto funcionamiento de los órganos.
Pese a que se ha intentado encontrar el remedio perfecto para combatir la resaca, la cruda realidad es que no se ha inventado una cura milagrosa. La mejor idea es evitar el alcohol pero, si de todas formas vas a beber, ten en cuenta estos consejos para superar las consecuencias del día siguiente.
Agua

Agua

Parece evidente, pero es básico en todas las resacas. Si tu cuerpo ha sufrido una fuerte deshidratación por el alcohol, no hay nada mejor que el agua. Además, tú cuerpo será el primero en pedírtela. El fuerte dolor de cabeza, se debe principalmente a la falta de líquidos, por lo que si consumo reducirá la molestia y sentará de lujo a todos tus órganos.
Mango
Ni los alimentos con grasa, ni el café ni tomar más alcohol son buenas opciones si lo que queremos es superar los excesos en alcohol de la noche anterior. Según la Clínica Cleveland en Ohio (EE.UU.), los azúcares naturales que encontramos en la miel y en frutas como el mango, los plátanos, las uvas o la sandía, pueden ayudarnos a eliminar más rápidamente todo el alcohol contenido en el organismo.
Espárragos

Espárragos

Jengibre o Kión

Los componentes del jengibre ayudan a aliviar las náuseas causadas por la resaca y también la sensación de mareo. Tomar alimentos con jengibre como galletas o pan, mejorarán nuestro malestar estomacal. También podemos utilizar raíz de jengibre rallada para prepararnos una infusión/té con idéntico resultado. Una infusión de Silybum marianum o cardo mariano puede ser otra opción muy factible
Arroz

Arroz

Al estar compuesto por hidratos de carbono, el arroz es una gran fuente de energía para el cuerpo. Es bueno para la piel y para mantener el correcto nivel de azúcar en la sangre. 
Avena

Avena

Coco

Coco

Esta exótica fruta contiene propiedades beneficiosas para la salud y el cuidado de la piel. Tanto su carne como el agua de coco contienen vitaminas y sales minerales que previenen los trastornos gastrointestinales. El agua de coco regenera la flora intestinal y es considerada una bebida isotónica natural. 

Publicado por jacintoluque @ 7:06
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios